Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Freedom for words

El rumor y la productividad

Por Pello Yaben (www.pelloyaben.com, contact@pelloyaben.com) - Domingo, 13 de Marzo de 2016 - Actualizado a las 06:09h

Galería Noticia

Hoy me voy de excursión con los lectores que, apreciando mis artículos anteriores, solicitan consejos prácticos, fórmulas que les saquen de sus agobios de cuantificación. Así que hoy mi columna va de números. Nada de frases chulas. Hoy toca poner firme a la realidad y sacar conclusiones útiles: vamos a calcular el coste del rumor en la productividad.

El rumor, que es un tipo de conversación informal dentro de las muchas conversaciones informales que inundan la actividad diaria de una empresa, tiene algunos rasgos distintivos: nace en zonas áridas donde escasea el dato, crece sin tregua, trastoca las ganas, muta sin freno, infecta cuanto toca y no atajarlo arruina.

Una organización con la confianza interna quebrada, mensajes obsoletos, anquilosada la escucha y propensa a la propaganda, está poniendo las simientes para la invasión del rumor en todas las conversaciones y a todos los niveles. Si no pone los medios para regular la información, serán los propios empleados los que la elaborarán a partir de las migajas que la empresa filtre.

Estos son los tres pasos para calcular el impacto del rumor en la productividad:

1. Calcular el Tiempo Dedicado al Rumor (T.D.R.): dependiendo de las regiones, la tendencia al rumor difiere (no es lo mismo Suecia que España o que América latina), pero, tirando por lo bajo, se le dedica 20 minutos al día por persona, 100 minutos a la semana y, tiemblen, 4.500 minutos al año o, lo que es lo mismo, 75 horas al año.

2. A continuación calculamos el Coste del Rumor por empleado y año (C.R.E.A.): C.R.E.A. = C.M.H.E. (Coste Medio por Empleado y Hora) * T.D.R. (Tiempo Dedicado al Rumor).

El coste medio por empleado pongamos que es 13 €/h, de modo que C.R.E.A.= 13 €/hora * 75 horas / año = 975 € por empleado y año

3. Y finalmente aplicamos la fórmula mágica:

C.A.R. (Coste Anual del Rumor) = C.R.E.A. (Coste del Rumor por Empleado y Año) * Nº empleados. Si la empresa cuenta, por ejemplo, con 200 empleados, la cifra asombra: CAR = 975 € * 200 = 195.000 €.

Una organización expuesta al rumor pierde 195.000 € al año. Coste a imputar a la rentabilidad, no a la facturación, de modo que si esta empresa tuviera unos ingresos de 20 millones de euros y una rentabilidad del 10%, es decir, dos millones, el impacto del rumor supone un escalofriante 10% de las ganancias. Y para redondear el desaguisado calculamos la facturación requerida para contrarrestar el rumor, que viene a ser casi dos millones de euros (1.950.000 € exactamente). Hemos pasado de 975 euros (un susurro) a casi dos millones (un tsunami). Las cifras se agrandan como las olas; Y les aseguro que esto no es un rumor.

La gestión de la credibilidad empieza con el modo en el que uno trata la información, es decir, a los empleados, y la información no es poder, sino responsabilidad. Pero esta es otra historia.

El autor es experto en desarrollo de organizaciones

Herramientas de Contenido

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad