Curso de empoderamiento para que la mujer se conciencie de sus derechos

Es el segundo año que se realiza, tiene 30 plazas y se impartirá entre el 11 de febrero y el próximo mes de diciembre, un sábado al mes

fermín pérez-nievas - Sábado, 4 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:06h

Rosa Mora, Marisa Marqués y Ana Isabel Honrrubia.

Rosa Mora, Marisa Marqués y Ana Isabel Honrrubia. (Foto: f. P-N.)

Galería Noticia

Rosa Mora, Marisa Marqués y Ana Isabel Honrrubia.

tudela. Con los objetivos de proporcionar herramientas para la autonomía y autoestima en las mujeres, facilitar su participación sociopolítica y cultural y fortalecer el movimiento asociativo mediante el debate y la reflexión, el Ayuntamiento de Tudela ha puesto en marcha, por segundo año consecutivo, la Escuela de Empoderamiento, tras la experiencia piloto del pasado año en la que tomaron parte 30 mujeres que valoraron la experiencia como “muy positiva y enriquecedora”, tanto a nivel humano como formativo.

Esta escuela está abierta a toda las mujeres que quieran asistir, previa inscripción, y que tengan “deseos de aprender conjuntamente y protagonizar una mejora en sus vidas”, de todo tipo de “edades, procedencia cultural, social o religiosa”, explicó la responsable de Bienestar Social Marisa Marqués. Todas las actividades son gratuitas y se realizará un sábado al mes en el centro cívico Lourdes, entre el 11 de febrero y diciembre (menos los meses de verano). Durante las actividades se oferta igualmente un servicio de ludoteca para niños y niñas de entre 3 y 12 años.

En la presentación, Marqués definió el empoderamiento de las mujeres (en base a la visión de la antropóloga Marcela Lagarde) como “el proceso de transformación mediante el cual cada mujer deja de ser objeto de la historia, la política y la cultura y se convierte en protagonista y objeto de su propia vida. Cada mujer desarrolla la conciencia de tener derecho a tener derechos y a confiar en la propia capacidad para conseguir sus propósitos”. Esta escuela surgió “de la necesidad de crear un espacio de formación, encuentro y reflexión entre mujeres”. Para Ana Isabel Honrrubia, alumna del primer curso, “mientras haya una sola mujer maltratada hay que abordar el tema. En este tema en Tudela han estado implicadas las mujeres de mediana edad y creo que es hora de que tomemos el relevo. Ha sido un enriquecimiento personal compartir momentos con mujeres de diferentes edades, creencias y culturas y me gustaría seguir este año”. Honrrubia destacó la importancia de la educación en valores en familias y colegios “tener la posibilidad de elegir lo que te haga feliz, no pensando qué puedes hacer o no por ser mujer y emplear un lenguaje igualitario”. Rosa Moya destacó que “siempre es positivo aprender y además lo que aprendes lo proyectas hacia quienes te rodean. Eso es positivo porque también reciben esas enseñanzas que van calando. Nos han abierto la mente, nos hacen más críticas. Ha sido una experiencia inolvidable”.

en corto

l Papel del hombre.La responsable de Bienestar Social, Marisa Marqués, apuntó que, como apoyo, los hombres deberían “tratarnos de igual a igual. Respetar nuestras opiniones y dejar nuestro ámbito de autonomía y decisión de cada uno, poniendo en valor las opiniones en igual medida”.

l Temática.Para su desarrollo se cuenta con profesionales de diversas disciplinas (psicología, abogacía, enfermería, antropología, historia) que son colaboradoras de la Federación de Mujeres progresistas de Navarra. Se realizarán charlas, talleres, mesas de debate, video-forums y visitas sobre diversos temas.