Los expertos proponen limitar el contrato de interinidad

Difieren en la indemnización, aunque se inclinan por los 12 días de los contratos temporales frente a los 20 por causas objetivas

Miércoles, 8 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:06h

madrid- El grupo de expertos nombrado por el Ministerio de Empleo para analizar la sentencia del Tribunal de Justicia Europea (TJUE) sobre interinos -que exige a España equiparar la indemnización de trabajadores fijos y temporales y pide que los interinos tienen derecho a cobrar compensación al acabar el contrato-, ha concluido que “sería conveniente” establecer una duración máxima al contrato de interinidad, transcurrido el cual el trabajador tendría derecho a una indemnización por despido.

No obstante, el grupo de seis sabios no coinciden en la cuantía y han planteado posiciones que están entre los 20 días por año trabajado del despido por causas objetivas (económicas, técnicas, organizativas o de producción) y los 12 días de la extinción de los contratos temporales.

La legislación actual no contempla ninguna indemnización para los interinos al acabar su contrato pero sí para los trabajadores temporales (12 días por año). La postura mayoritaria del grupo de expertos es la defendida por los cuatro designados por los empresarios y por el Gobierno, que optan por no hacer cambios y mantener los 12 días de indemnización, aunque prefieren aplazar su respuesta a lo que decida el Supremo y el propio TJUE, frente a los dos expertos designados por los sindicatos que optan por los 20 días.

En el informe se advierte de que las conclusiones son provisionales y que no habrá unas definitivas hasta que no se cuente con las resoluciones que todavía están pendientes por parte del Tribunal Supremo y del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, dado “el panorama de indefinición que se desprende de la sentencia” analizada por el grupo de trabajo.

Según refleja el informe, todos los expertos han coincidido “plenamente” en la necesidad de mantener la contratación temporal y en el rechazo del llamado “contrato único” de trabajo -una modalidad que pide para España organismos como el FMI o Ciudadanos- que supondría igualar a la baja las indemnizaciones por despido de los contratos temporales y fijos. Igualmente han estado de acuerdo en limitar “a sus justas proporciones” la utilización de la contratación temporal y en sancionar las actuaciones abusivas y fraudulentas en esta materia, así como en que la Administración Pública pueda recurrir a contratos de interinidad para cubrir vacantes “con una duración anormalmente larga”.

confusión de conceptosDe acuerdo con el documento final, la mayor parte de los expertos ha puesto de manifiesto la “confusión conceptual” que supone equiparar la extinción de un contrato por causas objetivas, que responde a la voluntad del empresario, con la finalización de los contratos temporales, que se produce por razones ajenas a la voluntad de las partes, como es la reincorporación de la persona que tiene reservado su puesto de trabajo en el caso de la interinidad.

Esta es una de las ambigüedades de la sentencia europea analizada, según el informe, que añade que dicha sentencia tampoco refleja correctamente la realidad española al afirmar que se deniega cualquier indemnización a los interinos, sin contar con las que les corresponden por despido improcedente y por procedente por causas objetivas, cuando realmente existan causas económicas, técnicas, organizativas o de producción. - Efe