Eneko Viana da los tres puntos al Idoya

SOLIDEZ | LOS VISITANTES LOGRAN UNA valiosa victoria gracias a una gran actuación global

Domingo, 12 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:08h

Pamplona 0

Idoya 1

PAMPLONA Álvaro, Julen (Josu min.31), Íñigo, Andoni (Mikel min.35), Rodri, Sergio, Guti, Razquin, Beñat, Juanfran y Zapata.

IDOYA San Martín (Miguel min.44), Eulate, Araujo, Zudaire, Ernaga, Ruiz de Larrinaga, Fernández, Aramendía, Zabala (Barricart min.68), Eneko Viana y Portillo.

Gol 0-1, min. 58: Eneko Viana

Árbitro Javier Fernández Santesteban. Amonestó a los locales Razquin y Sergio. Por los visitantes fue Portillo fue amonestado.

Estadio Beitikuntzea, con 50 espectadores.

Lizasoáin- Partido muy disputado, donde el acierto jugó un papel fundamental en las áreas. El partido comenzó con mucha intensidad por parte del Pamplona, que buscó el gol en los primeros minutos. Por otra parte, el Idoya comenzó un poco frío y le costó entrar en el partido. Pero conforme pasaban los minutos, los de Oteiza comenzaron a inquietar el área visitante con balones a la espalda de los centrales que causaban mucho peligro. En una de estas, Fernández conseguía driblar al portero pero su tiro, un poco escorado lo lograba sacar la defensa. Los locales comenzaron a desinflarse conforme pasaban los minutos y pasaban a ser dominados por el Idoya.

En la segunda parte, el Pamplona intentó reaccionar, pero la buena posición del los visitantes ahogaban la salida de balón local. El único gol del partido llegaría en un balón a la espalda de los dos centrales, tras un gran desmarque de Eneko Viana, que se encontró solo contra el portero y lo dribló con una magnífica pisada, que lo dejó en el suelo, y marcaría a placer el gol de la victoria de su equipo. A partir de este momento, los locales intentarían lograr a la desesperada el gol del empate, ante un Idoya muy bien plantado, pero la falta de puntería local evitó las tablas en el marcador. - S.R.A.