La actuación arbitral fue determinante

Derrota injusta

Primera masculina La actuación arbitral fue determinante para que el aspil-vidal no puntuara ante el Barcelona, al que jugó de tú a tú

Fermín Pérez-Nievas J.A. Martínez - Domingo, 19 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:08h

El jugador del Aspil-Vidal Oussama intenta disparar ante el meta catalán Juanjo.

El jugador del Aspil-Vidal Oussama intenta disparar ante el meta catalán Juanjo. (J.A. MARTÍNEZ)

Galería Noticia

El jugador del Aspil-Vidal Oussama intenta disparar ante el meta catalán Juanjo.

Aspil-Vidal 2

Barcelona Lassa 3

ASPIL-VIDAL Molina, David, Hamza, Rubí y Lucas -cinco inical-. También jugaron Luisma, J. Mínguez, Oussama, Pedro y Ferrán Plana.

BARCLEONA LASSA Juanjo, Marc Tolrá, Dyego, Adolfo y Ferrao -cinco inicial-. También jugaron Joao Batista, Joselito, Roger, Xavi Cols y Quintela.

Goles 1-0, min. 13: Luisma;2-0, min. 15: Pedro;2-1, min. 19: Joselito;2-2, min. 33: Joselito;2-3, min. 39: Dyego.

Árbitros Contreras Tejedor y Pérez Álvarez, el colegio castellano leonés. Sacaron tarjeta amarilla a los locales Molina, Hamza, Lucas, J. Mínguez, Oussama y Pedro. Por los visitantes a Ferrao y Roger.

Estadio Ciudad de Tudela, unos 700 espectadores. Se guardó un minuto de silencio en memoria de la madre del directivo Alberto Ramírez, Loli Arregui.

tudela- El Barcelona se fue de Tudela con tres puntos de una victoria ante el Aspil-Vidal que no esperaba y que, de no haber sido por varios errores arbitrales, no se hubiera producido. Tras adelantarse con 2-0 los locales en la primera parte jugando de tú a tú al líder, en la segunda mitad y, especialmente en los últimos cinco minutos, hubo otro partido. Los árbitros cambiaron el criterio con el que habían pitado y si en la primera apenas señalaron faltas y permitieron todo tipo de contacto a un equipo y a otro, en la segunda se lanzaron a pitar por mínimos contactos y en ocasiones de manera un tanto incomprensible. A falta de tres minutos y con el marcador 2-2, indicaron dos faltas seguidas, lo que puso al Aspil-Vidal en la quinta falta. En esta tesitura Ferrao recibió un balón de espaldas al área, Hamza se apoyó en su espalda y el jugador del Barcelona cayó al suelo, lo que significó un doble penalti que anotó Dyego. La situación, rocambolesca, continuó cuando un defensor del Barcelona despejó a córner dentro de su área con una bolea y los árbitros, a falta de 20 segundos, pitaron saque de puerta. El rostro y las palabras de Pato lo decían todo. “Hemos hecho un gran partido donde el resultado es totalmente injusto. Yo puedo controlar el juego pero otras cosas no. Estaba claro que el partido iba a terminar con un doble penalti, sí o sí. Gracias a Dios que lo ha visto toda España. Seguiremos trabajando en la pista para llegar hasta donde nos dejen”. Aspil-Vidal tuteó al líder con un planteamiento muy serio y con una excelente presión. Pese a la inexperiencia de parte de la plantilla, los de Pato movieron bien el balón y crearon ocasiones, aprovechando Luisma y Pedro para adelantar a los locales (2-0). La presión del Barcelona, que vio peligrar la liga, hizo que antes del descanso lograran el 2-1 en un barullo. En la segunda mitad Dyego fue el mejor creando mucho peligro al que siempre respondió Molina. Joselito, en un balón robado por Ferrao, y Dyego tras un doble penalti a Ferrao, que generó la polémica, bastaron para que el Barcelona venciera.