Mesa de Redacción

Viejas soflamas

Por Joseba Santamaria - Martes, 21 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:07h

anular la autonomía de Catalunya, enviar a la Guardia Civil y meter en la cárcel a Artur Mas es la receta que propone Cebrián. Lo dice en El Mundo el presidente ejecutivo de El País,quien intentó una y otra vez hundir al primero desde el segundo.También dice que eso de la memoria histórica de las víctimas del franquismo es innecesario. Todo un alarde de espíritu democrático al más puro estilo del rancio centralismo español. Cebrián siempre ha tufado a falangismo -le venía de familia-, pese a sus intentos por ocultarlo. Un artista del disfraz y de la manipulación del lenguaje. Lo peor es que ese discurso aún es capaz de acoger a miles de españoles y goza de todo el predicamento en la dura prensa de Madrid. Los peligrosos separadoressobre los que ya advirtió hace más de un siglo Ortega y Gasset. Decía que en España había más separadores que separatistas. Y también Unamuno, quien en una carta a Azorín señalaba que “merecemos perder Cataluña. Esa cochina prensa madrileña está haciendo la misma labor que con Cuba. No se entera”. Debieran releer a ambos ahora, también el señor Cebrián, y no encerrarse en el inmovilismo del desprecio, la amenaza y la descalificación. Responder a voluntades democráticas legítimas y suficientes con soflamas inmovilistas es un error. Un error peligroso en sus consecuencias.