Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
Audiencia Provincial de Navarra

Cuatro años de cárcel por atar y amordazar al joven que iba a conocer a su hija

EFE - Martes, 21 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 12:09h

Fachada del Palacio de Justicia.

Fachada del Palacio de Justicia. (Archivo)

Galería Noticia

Fachada del Palacio de Justicia.

PAMPLONA. La Audiencia Provincial de Navarra ha condenado a 4 años de prisión a un hombre por detención ilegal de la pareja de su hija, cuando éste se trasladó hasta Cintruénigo para conocer a la mujer con la que había tenido una relación por internet, y a cuatro meses de prisión por un delito de lesiones.

La sentencia de la sección primera, que no es firme, absuelve a la mujer y al hijo del condenado, todos ellos naturales de Marruecos y vecinos de Cintruénigo, de la detención ilegal y del delito de lesiones del que se les acusaba.

Asimismo absuelve a los tres del delito de detención ilegal de su hija y hermana, si bien al padre le impone la prohibición de aproximarse a ella en cualquier lugar donde se encuentre, de acercarse a su domicilio, lugar de trabajo o cualquier otro que sea frecuentado por ella y comunicarse por un tiempo de un año superior a la duración de la pena impuesta.

A los tres les condena como autores de una falta de lesiones a la pena de dos meses de multa con una cuota diaria de seis euros y al padre además la privación del derecho a la tenencia y porte de armas durante un año y un día.

El fallo considera probado que el 25 de agosto de 2014 F.L., natural de Marruecos y residente en Madrid, se trasladó a Cintruénigo para conocer a B.E., con quien había tenido una relación por internet, y se alojó en un hotel.

Sobre las 21:00 horas quedó en una calle, cerca de la vivienda de la mujer, y en ese momento aparecieron A.E. y J.E., padre y hermano de ésta respectivamente, que le trasladaron a su domicilio.

Una vez allí, según la resolución, el padre le golpeó con un palo en diversas partes del cuerpo, el hijo le propinó "puñetazos en la boca y en la cara" y la madre, S.E., que se encontraba en el domicilio "le arañó".

Después llegó a la cocina la hija, quien fue golpeada por el padre con el mismo palo, tras lo que, según añade, éste ato de pies y manos al hombre y le amordazó con una cinta, encerrándole en un cuarto pequeño.

Transcurridos unos veinte minutos, una persona amiga de los acusados le cortó las cuerdas y consiguió huir de la vivienda, descalzo y sangrando, regresando al hotel a donde acudió la policía.

El hombre sufrió lesiones que tardaron en curar 31 días, de los que 10 permaneció incapacitado para sus ocupaciones habituales y le ha quedado como secuelas una rodilla dolorosa y la mujer presentaba lesiones que curaron sin secuelas en diez días.

En la vista oral ella se acogió a su derecho a no declarar contra sus padres y hermano.

El hombre, que ahora es familia de los acusados al haber contraído matrimonio con la hija, respondió solo a algunas preguntas que se le formularon durante el interrogatorio, retractándose de lo declarado en fase de instrucción en el sentido de que: no le golpearon, ni le llevaron a una habitación donde no le ataron las manos, a ella no le pegaron, no llamó a la policía desde el hotel, estaba borracho y no recordaba lo sucedido.

Los agentes de policía que acudieron al hotel, el registro posterior de la vivienda de los acusados y los informes médicos forenses evidenciaron la detención ilegal y las lesiones.