La ONU relanza en Ginebra un nuevo proceso de diálogo sobre Siria

La delegación gubernamental y la oposición política y militar se sientan en la misma sala por vez primera

Viernes, 24 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:08h

GINEBRa- La falta de confianza entre las partes es el principal escollo en el enésimo proceso negociador que hoy comenzó en Ginebra para tratar de poner fin a la guerra en Siria y entablar un programa de transición política en el país.

Así lo expresó el mediador del proceso, Staffan de Mistura, enviado especial de la ONU para Siria, en una breve comparecencia ante la prensa, tras dar por inaugurada oficialmente en una ceremonia de bienvenida la nueva ronda de diálogo.

En ese evento participaron las dos delegaciones al completo, la gubernamental y la que agrupa a la oposición política y a las facciones militares, que por primera vez se reunieron en una misma sala, dado que en las anteriores rondas negociadores los contactos fueron siempre indirectos.

En la primera fila de la delegación gubernamental se encontraba el embajador de Siria ante la ONU, Bashar al Yafari, que, como en las anteriores rondas, es el jefe negociador del régimen.

En el lado opuesto, se sentaba Naser Hariri, el nuevo jefe de delegación de la Comisión Suprema de las Negociaciones (CSN), que agrupa a la oposición.

De Mistura hizo hincapié en el hecho de que si bien esta vez la composición de la CSN es más plural -incluye un 50% de representantes de grupos armados y formaciones menos críticas con el régimen- los opositores aún deben hacer más esfuerzos para unificar posturas.

Las negociaciones de ayer se retomaron tras diez meses de incesantes intentos de reanudarlas. - Efe