Estella quiere acometer la renovación de la calle la Rúa, con un coste de 346.000 euros

Es el proyecto de mayor importe de los ocho que presenta el Ayuntamiento a la convocatoria del PIL

R. Usúa | Maite González - Martes, 28 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:06h

Vista de la calle La Rúa, situada en pleno Camino de Santiago.

Vista de la calle La Rúa, situada en pleno Camino de Santiago. (MAITE GONZÁLEZ)

Galería Noticia

Vista de la calle La Rúa, situada en pleno Camino de Santiago.

estella-lizarra- El Ayuntamiento de Estella-Lizarra quiere acometer en los próximos meses una profunda renovación de la turística calle La Rúa, que no dispone actualmente de recogida de pluviales y cuyas redes de saneamiento tienen una antigüedad de más de 60 años. La actuación se ha fijado como prioritaria de cara a la convocatoria de ayudas del Plan de Inversiones Locales 2017-2019 (PIL), convocatoria a la que la ciudad del Ega va a presentar ocho proyectos subvencionables.

El de La Rúa -una de las calles más transitadas al estar enclavada en pleno Camino de Santiago y en el barrio monumental- es también el proyecto de mayor importe de los que se va a presentar, puesto que tiene un presupuesto de 346.000 euros (IVA excluido). “La idea es hacer, por debajo de la calle, una pequeña galería subterránea transitable por donde meter todos los servicios y a la que se pueda acceder por una arqueta si por ejemplo hay una avería”, explicó el alcalde, Koldo Leoz (EH Bildu). “Es una calle que necesita una renovación urgente, porque las redes de saneamiento son muy antiguas, no hay recogida de pluviales y, además, es imposible como está ahora mismo que se pueda meter la fibra óptica según nos han dicho desde la empresa”, añadió.

La actuación es subvencionable por el Gobierno de Navarra hasta en un 85%, por lo que, incluyendo el IVA, podría costarle al Ayuntamiento aproximadamente 103.000 euros si consigue estar entre los proyectos mejor valorados de la convocatoria, cuyo plazo se cierra hoy. En cuanto a la futura pavimentación, se elegiría el mismo adoquín que se puso hace unos meses en la calle San Nicolás y el entorno de la plaza de San Martín para darle continuidad a toda la zona.

Si se consigue subvención del PIL, la idea es que se puedan ejecutar las obras seguramente ya el año que viene.

caldera de biomasaParalelamente a esta actuación, y con la colaboración del Departamento de Medio Ambiente del Ejecutivo foral, el Ayuntamiento está trabajando en otra novedosa iniciativa, extendida en otros países, para instalar una caldera de biomasa que dé servicio a los distintos edificios públicos que hay en esa zona llevando las conducciones a cada uno de ellos por la galería subterránea. “Una misma caldera serviría para calentar todos los edificios del Ayuntamiento que hay en la zona, con el consiguiente ahorro energético y también económico. Sería de biomasa, aprovechando también el proyecto que ya está trabajando Teder para crear un centro logístico de la astilla;es decir, se aprovecharían además los recursos de la propia comarca”, destacó Koldo Leoz.

La idea inicial, en principio, es que la caldera sirva para dar servicio a la Casa de Cultura Fray Diego, el Museo Gustavo de Maeztu, los antiguos Juzgados o el albergue municipal de peregrinos.