datos de la Contabilidad Trimestral

La economía navarra registra un crecimiento del 2,7% en el cuarto trimestre del año y del 2,9% en 2016

EP - Jueves, 2 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 13:24h

Trabajadores de Volkswagen en la planta navarra de Landaben.

Galería Noticia

Trabajadores de Volkswagen en la planta navarra de Landaben.

PAMPLONA. Los datos de la Contabilidad Trimestral de Navarra, elaborada por el Instituto de Estadística de Navarra, reflejan, para el cuarto trimestre de 2016, un crecimiento tendencial interanual del Producto Interior Bruto (PIB) generado por la economía navarra del 2,7%, dos décimas menos que la tasa registrada el periodo anterior.

España ha registrado una tasa interanual del 3%, según se desprende de la Contabilidad Nacional Trimestral, tras el 3,2% alcanzado el trimestre anterior.

En términos intertrimestrales, la tasa de variación del PIB de Navarra se sitúa en un 0,8%, una décima más que el periodo precedente. La variación intertrimestral en España se cifra en 0,7%, la misma tasa que la estimada el trimestre anterior.

Según los datos del Instituto de Estadística de Navarra, durante el cuarto trimestre de 2016, "se modera el gasto en consumo de los hogares y de las Administraciones Públicas, evolución que incide en una menor contribución de la demanda interna, si bien continúa liderando el crecimiento".

Las exportaciones, "pese a mantener tasas de crecimiento positivas, desaceleran ligeramente el ritmo de avance e inciden en una ligera ralentización de la actividad industrial, como refleja el menor dinamismo del valor añadido bruto de las ramas industriales". La demanda externa incrementa la aportación al agregado, debido a la moderación estimada en las importaciones.

En concreto, respecto a la oferta, los servicios atenúan el ritmo de avance al 3,3% y sitúan la aportación al agregado en 1,7 puntos porcentuales. Las ramas industriales crecen el 2,1% y las ramas constructoras mantienen la tasa de variación en el 0,2%.

Por otro lado, la demanda interna continúa liderando el crecimiento, aportando al agregado 2,2 puntos porcentuales. El gasto en consumo final cifra el ritmo de avance en 2,9%, debido a la moderación observada tanto en el consumo final de los hogares como de las administraciones públicas.

La formación bruta de capital desciende el -0,1%, derivado de la caída estimada en los bienes de equipo. Y la demanda externa acentúa su contribución positiva al agregado en 0,5 puntos porcentuales, debido al mayor crecimiento de las exportaciones que el estimado en las importaciones.

El empleo sitúa el crecimiento en el 1,9%, que unido al avance del PIB, hace que la variación de la productividad del factor trabajo ascienda al 0,8%, una décima menos que el trimestre anterior. Además, la remuneración por asalariado se cifra en 0,4% y el coste laboral unitario registra una tasa de variación del -0,4%.

En cuanto a los precios, la variación del deflactor del PIB se sitúa en el 0,6%, respecto al 0,1% del periodo anterior, seis décimas menos que la media del IPC del trimestre.

CRECIMIENTO DEL 2,9% EN 2016

Como resultado de la agregación de las estimaciones de los cuatro trimestres del año, el PIB generado por la economía navarra en 2016 mantiene un crecimiento del 2,9%, repitiendo el registro estimado en 2015.

En este mismo periodo de tiempo y según la Contabilidad Nacional Trimestral de España, la economía española sitúa su tasa de variación en el 3,2%, la misma tasa que la registrada el pasado año, mostrando el mismo perfil de estabilidad observado en Navarra.