El Tribunal de la UE ve ilegal el coste de las llamadas telefónicas del servicio postventa

El coste de las llamadas a números 902 no puede superar el de una llamada nacional estándar, ya sea un teléfono fijo o móvil

Viernes, 3 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 06:07h

BRUSELAS- El Tribunal de Justicia de la Unión Europea declaró ayer que es ilegal que el coste de una llamada a un servicio postventa de atención al cliente supere el coste que tendría una llamada estándar a una tarifa nacional.

La normativa comunitaria establece que los Estados miembros deben asegurarse de que se cumplan los derechos de los clientes, que están recogidos en la directiva europea de derechos del consumidor aprobada en 2011. Así, si un comerciante opera una línea telefónica para que los clientes se comuniquen con él en relación a los contratos celebrados entre ambos, éstos “no están obligados a pagar más de la tarifa básica”.

En su fallo, el Tribunal con sede en Luxemburgo aclara que el concepto detarifa básicadebe interpretarse como el coste de una llamada a una línea telefónica de asistencia que “no puede exceder el coste de una llamada a una línea telefónica fija geográfica o móvil estándar”, es decir, una llamada normal.

La Justicia europea explica así que en “lenguaje corriente” esta tarifa debe ser medida al coste de una llamada estándar, para asegurar el objetivo de la directiva de garantizar un nivel elevado de protección de los consumidores. Advierte que, de lo contrario, un coste demasiado elevado podría disuadir a los usuarios de hacer valer sus derechos.

La decisión de los jueces europeos responde a un caso en Alemania, donde una asociación de defensa de los consumidores, que lucha contra las prácticas comerciales desleales, presentó una demanda contra una empresa que comercializa aparatos electrónicos llamada Comtech por haber asignado un prefijo no geográfico a su línea de atención postventa, lo que suponía el aumento del coste de esas llamadas con respecto a las comunicaciones estándares. - E.P.