Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

La Plaza de Toros de Pamplona se convierte en un nuevo polo de atracción turística para todo el año

A finales de abril comenzarán las visitas guiadas al coso pamplonés organizadas por la Casa de Misericordia - Los visitantes que lo deseen pueden fotografiarse e interactuar con varios elementos de la fiesta

noticiasdenavarra.com - Viernes, 3 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 11:38h

Un visitante, capote en mano, recibe a "porta gayola"a un toro de Miura disecado en la Monumental de Pamplona.VER VÍDEOReproducir img

Un visitante, capote en mano, recibe a "porta gayola"a un toro de Miura disecado en la Monumental de Pamplona.

Galería Noticia

Un visitante, capote en mano, recibe a "porta gayola"a un toro de Miura disecado en la Monumental de Pamplona.ReproducirLos toriles, atracción para los turistasReproducirPaneles colocados en las cuadras sobre distintos aspectos de la feria.

PAMPLONA. Espacios de la Plaza de Toros de Pamplona como los pasillos interiores, las cuadras o el callejón se convertirán a partir de finales del mes de abril en una atracción más para el público. Los visitantes podrán realizar una visita guiada y conocer, a través de paneles o de audiovisuales, detalles de elementos como el encierro, el toro, la lidia o la enfermería, entre otros. Además, para que los visitantes tengan un rato de diversión, pueden manejar y fotografiarse con elementos de diversión en el ruedo.

La Casa de Misericordia, que ha invertido cerca de 200.000 euros en las instalaciones, no quiere "convertir en un museo" la Plaza de Toros, sino realizar una aproximación de los visitantes a la vida del toro, a una mañana de encierro o una tarde de feria en la Plaza de Pamplona. La imagen y el sonido son fundamentales. La entrada al espectáculo se fijará en cinco euros. Habrá visitas guiadas para gruposen castellano, euskera, inglés y francés.

El proyecto viene gestándose desde hace meses, aunque siempre ha sido una aspiración de la Casa de Misericordia, ya que permitirá abrir durante todo el año, no solo por San Fermín, el coso pamplonés, convirtiéndose en un punto de referencia nuevo para el turista aficionado al mundo taurino. "El proyecto y el desarrollo de esta actividad llevan la firma del arquitecto pamplonés Redón, miembro de la Junta de Gobierno de la Casa de Misericordia", entidad benéfica que es la propietaria de la plaza. En la creación de los distintos elementos audiovisuales que se ofrecen en la visita "han participado varios profesionales locales, como la productora audiovisual Arena, que ha filmado cientos de horas, tanto en el interior de la plaza, como en distintas ubicaciones de ganaderías de toro bravo".

Así, en el callejón se puede ver un audiovisual del encierro, que recrea las sensaciones, el riesgo, así como la historia de la carrera y sus sonidos. En la cuadra pequeña se emite un vídeo sobre el toro de lidia, desde su vida en la dehesa hasta su llegada a los corrales. Por último, en la cuadra grande se emite una proyección sobre la lidia, el ambiente de la Feria del Toro, y la historia de la plaza.

EL CALLEJÓN Y LAS CUADRASLa visita arranca en el callejón de la plaza de toros, donde se proyecta un audiovisual, y continua por el ruedo para después acceder a los corrales por la puerta de areneros (aquella por donde entran los toros a los corrales en el encierro), y las dos cuadras. En la pequeña, se puede disfrutar de un audiovisual, y la cuadra grande, que en Sanfermines ocupan los caballos de picar, se transforma en una sala expositiva donde se pueden ver paneles con imágenes del encierro, y la lidia, así como otros elementos taurinos, y se emite también un vídeo.

La visita guiada continúa en la zona del apartado, que durante todo el año expone carteles y hierros taurinos, la capilla, la puerta de cuadrillas, y la enfermería. El último espacio es la galería de la plaza (los pasillos interiores), bajo los tendidos 4 y 3. En total, se calcula que la visita no pasa de 50 minutos, para que no sea pesada al turista. Además, el sistema expositivo será movible, ya que para Sanfermines las salas tendrán que estar despejadas de nuevo.