los de Apeztxea cuajan un enorme partido

La mejor faena del Anaita

victoria los de apeztxea cuajan un enorme partido y tumban al poderoso melsungen alemán

Iñigo Munárriz Iñaki Porto - Domingo, 5 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 06:12h

La plantilla del Helvetia Anaitasuna celebra efusivamente el triunfo ante el potente Melsungen.

La plantilla del Helvetia Anaitasuna celebra efusivamente el triunfo ante el potente Melsungen. (IÑAKI PORTO)

Galería Noticia

La plantilla del Helvetia Anaitasuna celebra efusivamente el triunfo ante el potente Melsungen.

Helvetia Anaita. 23

Melsungen 22

HELVETIA Nordlander (1);Gastón (2), Bazán (1), Mota, Nadoveza (3, 1p), Goñi, Oswaldo (4) -siete inicial-, Garza, Etxeberria, Chocarro (4, 2p), Ceretta (4), Mikel (1), Balenciaga (1) y Ugarte (2).

MELSUNGEN Sjostrand (Verkic, ps);Golla (1), Fahlgren, Rnic (2), Allendorf, Michael Muller (2), Haenen (1) -siete inicial-, Sellin (3, 1p), Philipp Muller (3), Boomhouwer (1), Schneider (4), Vuckovic (1) y Jaanimaa (4).

Marcador 2-1, 4-3, 8-4, 9-6, 11-8, 13-9 (descanso). 14-10, 16-13, 19-17, 20-19, 22-21, 23-22 (final).

Árbitros Per Olesen y Claus Gramm Pedersen (Dinamarca). Mostraron roja por triple exclusión al jugador local Bazán (m.57). Excluyeron dos minutos a Garza, Mikel Aguirrezabalaga y Oswaldo, del Anaitasuna, y a Sjostrand, Golla (2), Schneider (2) y Michael Muller (2), del Melsungen.

Pabellón Anaitasuna. 2.000 espectadores.

pamplona- Decía Juanto Apezetxea en la previa que el Melsungen era un rival muy poderoso, que era “mucho toro”. Ante tan bravo astado el Helvetia Anaitasuna hizo su mejor faena y terminó, no sin sufrimiento, doblegando al gigante germano (23-22) en La Catedral.

Los navarros fueron dominadores durante prácticamente todo el encuentro. En la primera mitad los locales gozaron de dos máximas de cinco goles (8-3) y (12-8) mientras los alemanes se conformaban con hacer la goma y esperar a que su ataque comenzara a carburar. 13-9 se llegó al intermedio. Helvetia, de la mano de un entonado Oswaldo, dominaba el encuentro con placidez aunque la mejor versión de los visitantes aún no había hecho acto de presencia.

Siguió con sabor carioca el Anaitasuna en el segundo parcial. El lateral carioca Ceretta tomó el testigo en la antoción, si bien el Melsungen comenzaba apretar en defensa y a tener más fluidez en la ofensiva. Paso a paso los germanos estrechaban el electrónico hasta que se llegó al 20-20 en el 51. A falta de dos minutos para el final, el marcador seguía en tablas (22-22). Balenciaga ponía por delante a los suyos pero el Melsungen tenía balón para empatar. Posesión que no fructificó ya que los colegiados señalaron una falta en ataque que terminó de decantar el duelo.

Anaita firmó ayer la mejor faena de la temporada y acabó saliendo por la puerta grande.