Adiós Pamplona

Pamplona vista desde la Rotxapea, 1880

Por Joseba Asiron (www.adiospamplona.blogspot.com) - Domingo, 5 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 06:10h

(Foto: Roldán y Mena. ‘Historia fotos y joyas de Pamplona’, de J.J. Arazuri)

Galería Noticia

En 1880en la vieja Iruñea habitaban ya algunos pioneros de la fotografía en Navarra, como Félix Mena y José Roldán. Gracias a precursores como ellos contamos con joyas como esta, que nos remontan nada más y nada menos que al año 1880.

Lo primero que advertimos es que, por aquel entonces, Pamplona era aún una ciudad rodeada de murallas, y que más allá de ellas, la erección de edificios tenía unas restricciones casi absolutas. Vemos el perfil de la catedral en lo más alto, y bajo ella se adivina el volumen horizontal del convento del Carmen, que estaba situado al final de la actual calle homónima. Su construcción dentro de los muros de la ciudad se autorizó en 1356, mediante una bula del Papa Inocencio VI y reinando en Navarra Carlos II de Evreux. Cerrando la foto por la derecha vemos, en color algo más claro, el bloque del antiguo Palacio Real de Pamplona, hoy convertido en Archivo General.

Hoy en día,y cuando han pasado nada menos que 137 años, la zona se nos aparecería totalmente irreconocible, si no fuera por la forma descollante de las torres de la catedral, que presiden aún el perfil de Pamplona por este frente, y lo seguirán haciendo al menos mientras no se consume la barbaridad de las torres de Salesianos.

Nada queda hoy del antiguo convento del Carmen Calzado. La desamortización de 1837 puso al antiguo edificio en manos del Estado, y el Ramo de Guerra dejó que se arruinara de manera irreparable. En el año 1898, lo poco que quedaba de él volvió a manos de la ciudad, siendo alcalde Miguel García Tuñón, pero solo pudieron dársele usos subsidiarios, como el de perrera municipal. Por lo demás, es fácil comprobar que, donde hace 137 años había huertas y piezas de cereal, hoy se extiende uno de los barrios más dinámicos de Pamplona: la Rotxapea. Un saludo a todas sus vecinas y vecinos.