Buztintxuri apuesta por el comercio local

Mientras que la oferta comercial de los barrios de Pamplona ha caído un 11,7% en los últimos cinco años, la de Buztintxuri repunta y se convierte en la que más ha crecido, pasando de 26 a 62 comercios

Un reportaje de Sara Huarte. Fotografía Iñaki Porto - Lunes, 6 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 06:09h

Leire Vicuña, diseñadora gráfica, e Iñaki Aldatz, fotógrafo, en el estudio Aldatz fotografía, sito en el Paseo Santa Lucía.

Leire Vicuña, diseñadora gráfica, e Iñaki Aldatz, fotógrafo, en el estudio Aldatz fotografía, sito en el Paseo Santa Lucía. (IÑAKI PORTO)

Galería Noticia

Leire Vicuña, diseñadora gráfica, e Iñaki Aldatz, fotógrafo, en el estudio Aldatz fotografía, sito en el Paseo Santa Lucía.

Buztintxuri es el barrio que más ha crecido comercialmente en los últimos cinco años. Prueba de ello son los 36 comercios que han abierto sus puertas desde 2011 en este barrio pamplonés.

Un considerable aumento que, según el último estudio sobre la oferta comercial de Iruña presentado por el Ayuntamiento de Pamplona, sitúa a Buztintxuri como uno de los dos únicos barrios de la capital foral que no han reducido su tejido comercial desde 2011.

El otro barrio es Azpilagaña, cuyo crecimiento no ha sido tan espectacular y se reduce a cuatro comercios nuevos en estos cinco años. No obstante, este moderado aumento consigue igualar su oferta comercial a la de Buztintxuri, un barrio en pleno crecimiento que actualmente cuenta con 62 negocios.

“Yo decidí instalarme aquí por las características concretas de este barrio”, explica Iñaki Aldatz, que regenta un estudio de fotografía en el Paseo Santa Lucía desde 2009. Y es que, según explica el responsable de Aldatz Fotografía, la ubicación de este barrio pamplonés es una importante ventaja y juega muy a su favor a la hora de diferenciarse de otros barrios que también han experimentado un importante desarrollo recientemente. “En los barrios de nueva implantación parece difícil que se cree vida de barrio y que los comerciantes se animen. Sin embargo, Buztintxuri, aunque sea un barrio nuevo, está muy cerca de otros más consolidados y con un importante sentimiento de barrio como San Jorge o Rochapea. En cierto modo se convierte en una extensión de estas zonas y eso hace que tenga mucha más vida que otros barrios de nueva implantación, como por ejemplo Sarriguren, que quizá este algo más alejado”, apunta Aldatz, desde cuyo estudio retrata el desarrollo y diversidad de Buztintxuri junto a la diseñadora gráfica Leire Vicuña.

No obstante, su ubicación y cercanía al centro de Pamplona, “un punto extra” según Aldatz, no son los únicos factores que han influido en este aumento de la oferta comercial del barrio. “Cuando yo llegué al barrio, en septiembre de 2015, hubo mucha gente que se pasó por mi taller para interesarse por qué tipo de negocio sería y cuando íbamos a abrir”, explica la diseñadora de moda Ilazki Martiarena, que desde su taller en la calle Ferrocarril es testigo del ir y venir de los vecinos y vecinas del barrio. “Hay mucho movimiento”, asegura.

Y es que, hace ya tiempo que Buztintxuri ya “no es un barrio dormitorio”. El trasiego de coches que entran y salen del taller mecánico de Jesús Jiménez, el ir y venir de pinchos de la cocina a la barra del Bar Celtic o las animadas conversaciones que tienen lugar en los sillones de la peluquería de Merche Moreno son un claro ejemplo de ello. “El barrio está bastante desarrollado a nivel comercial. En mi caso, tiene todo lo necesario para poder desarrollar mi trabajo. Puedo hacer de todo, imprimir una foto si lo necesito o, incluso, hacer la compra”, apunta Ilazki, mientras termina de colocar un vestido de su última colección en un maniquí.

tejido asociativoLas asociaciones y colectivos del barrio son un gran aliado de los comerciantes, ya que ambos comparten el mismo objetivo;revitalizar el barrio e imprimirle carácter propio. “Hasta hace poco este era un barrio dormitorio en el que no había comercio ni vida social, pero ahora sí. Ahora hay muchos comerciantes y un importante tejido asociativo que trabaja por y para el barrio”, explica Hodei Sarasa, de Buztintxureando Txuri, una asociación infanto-juvenil de ocio y tiempo libre que trabaja con numerosos colectivos del barrio como la Comisión de Necesidades de Buztintxuri o el grupo de Joaldunak.

Por lo tanto, es habitual que esta alianza fructifique y dé como resultado colaboraciones entre ambos sectores. Como en el caso de Iñaki Aldatz, que también aporta su granito de arena al esfuerzo común por “hacer barrio”. “El Colegio Público de Buztintxuri le da mucha vida al barrio, ya que tanto los padres como el equipo de dirección piensan mucho en el barrio y en qué pueden hacer para generar comunidad. Por eso, cuando puedo, intento colaborar con el colegio”, señala Aldatz, para quien hacer fotos de las actividades de los txikis es una forma de contribuir al desarrollo de la vida social dentro de Buztintxuri.

Un ejemplo de esta colaboración entre el CP Buztintxuri y Aldatz Photography es uno de los diseños que presentaron al concurso del cartel de San Fermin en el año 2013. “Hay un grupo de padres que todos los años ayudan a los txikis a elaborar un cartel para el concurso de San Fermín y, en 2013, la idea que tenían implicaba hacer una foto”, recuerda Aldatz, que puso sus conocimientos a disposición de este creativo grupo para recrear un encierro en el gimnasio del colegio.

El resultado: una foto cenital que muestra a los txikis corriendo ante unos imponentes morlacos de cartón. “Simulamos los adoquines con cinta adhesiva negra y, como la foto podría exponerse, era importante que no se viesen las caras de los txikis”, apostilla este fotógrafo.

en datos

El mayor descenso. El barrio que ha registrado el mayor descenso en su oferta comercial es el Casco Viejo, que ha perdido 82 comercios desde 2011. Así, la parte vieja de Iruña pasó de contar con 477 comercios en 2011 a los 395 registrados en el momento en que se realizó el estudio, en 2016. Los siguientes en la lista son Rochapea, que perdió 56 comercios y pasó de 283 a 227, y, empatados con una pérdida de 44 comercios cada uno, San Juan, de 313 a 269, y el Ensanche, de 738 a 694.


Dotación comercial. Los barrios del Casco Viejo y del Ensanche poseen la mayor dotación comercial respecto a la población residente. O lo que es lo mismo, entre los clientes de sus respectivos comercios hay más población no residente en dichos barrios que vecinos y vecinas.

comercios

62

Un aumento de 36 comercios en cinco años sitúa a Buztintxuri como el barrio con mayor crecimiento comercial de Pamplona.