Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
desconcertante situación en Etxabakoitz

Se olvidan las llaves en su piso de Pamplona e intentan entrar en casa trepando la fachada

Los vecinos creyeron que dos jóvenes vestidos de negro subían a robar y requirieron la presencia de una patrulla de Policía Municipal

D.N. - Jueves, 9 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 08:59h

Bloques de pisos en la calle Teodoro Ochoa de Alda.

Bloques de pisos en la calle Teodoro Ochoa de Alda. (D.N.)

Galería Noticia

Bloques de pisos en la calle Teodoro Ochoa de Alda.

PAMPLONA. Curiosa, peligrosa y desconcertante situación la que se ha vivido esta pasada madrugada enun bloque de viviendas del barrio pamplonés de Etxabakoitz. Vecinos de lacalle Teodoro Ochoa de Alda han reclamado a las 3:30 h la presencia de Policía Municipal al advertir que dos jóvenes vestidos de negro estaban trepando por la fachada de un edificio para intentar acceder a un domicilio.

Se temía que su acción estuviera encaminada a perpetrar algún robo, pero la patrulla policial desplazada al lugar ha podido comprobar que nada más lejos de la realidad. Esas personas eran los inquilinos de la vivienda y se habían olvidado las llaves, por lo que han intentado acceder trepando por la fachada.

Los dos jovenes, de 20 y 26 años naturales de Guipúzcoa y Madrid respectivamente aseguraron a los agentes que su intención era acceder a su piso de alquiler situado en la primera planta del edificio. Al llegar a casa se dieron cuenta de que no tenían las llaves para poder entrar, y aunque han llamado varias veces al timbre, nadie les abría la puerta, relataban.

Por ello, han decidido hacer gala de sus dotes de escalada subiendo por la fachada hasta la vivienda, para intentar acceder por un balcón. Ante este relato, los agentes han comprobado que lo que contaban los jóvenes era cierto. Tras llamar al timbre se han puesto en contacto con otra inquilina del inmueble, que les ha reconocido que esas personas eran efectivamente las inquilinas del domicilio.

Una vez comprobados los hechos e identificados todos los intervinientes, la patrulla ha abandonado el lugar no sin antes advertirles del riesgo que han corrido subiendo por la fachada ya que una caída podría haberles causado alguna lesión.