Mesa de Redacción

La realidad supera a la ficción

Por Joseba Santamaria - Sábado, 11 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 06:06h

la nueva filtración de información confidencial lanzada a las redes digitales por Wikileaks con los programas de ciberespionaje de la CIA que pueden afectar a la intimidad y libertad de millones de personas muestra otra inmensa zona oscura ajena al control de las leyes. En realidad, nada sorprendente si era ya sabido que unos países espiaban a otros y que se controlaban las comunicaciones telefónicas incluso de sus presidentes. Pero se evidencia el sonrojante deterioro de las garantías democráticas de los ciudadanos y la hipoteca de las libertades y derechos a la manida y falsa excusa de la seguridad. Un falso trueque. Que los ataques puedan ser dirigidos y planificados a través de todo tipo de dispositivos -desde móviles hasta televisores-, sin amparo judicial alguno sobre la privacidad de cualquier ciudadano, acojona. De nuevo, la realidad supera a la ficción. Es una constante en el ámbito de la literatura o del cine la creación de propuestas con visión de futuro que no sólo acaban siendo realidad después, sino que en casi todos los casos esa realidad supera a la ficción imaginada años o décadas o siglos antes. H.G. Wells, Orwell, Julio Verne, Aldous Huxley, Kubrick, Ray Bradbury, Asimov y otros se quedaron cortos en sus visiones de nuestro presente. La ciencia ficción es cada vez menos ficción y más ciencia. Para echarse a temblar.