tras haber decidido reducir las remuneraciones

Los directivos de Volkswagen ganaron 39,55 millones en 2016, un 37,5% menos

EFE - Martes, 14 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 14:36h

Vehículos del grupo Volkswagen son guardados en una de las dos torres de almacenaje del centro Autodstad en Wolfsburgo (Alemania).

Vehículos del grupo Volkswagen son guardados en una de las dos torres de almacenaje del centro Autodstad en Wolfsburgo (Alemania). (EFE)

Galería Noticia

Vehículos del grupo Volkswagen son guardados en una de las dos torres de almacenaje del centro Autodstad en Wolfsburgo (Alemania).

ALEMANIA. La junta directiva del grupo automovilístico alemán Volkswagen (VW) ganó el año pasado 39,547 millones de euros, un 37,5 % menos que en 2015, tras haber decidido reducir las remuneraciones.

Así se desprende del balance de 2016 que Volkswagen presentó hoy en la sede central de la compañía en Wolfsburg (norte de Alemania) tras haber aplicado cambios en las retribuciones a su cúpula directiva.

Volkswagen ha decidido recientemente limitar la remuneración máxima que puede llegar a ganar su presidente a 10 millones de euros, medida que tendrá efectos desde este mismo 2017.

En total, los cambios que se van a aplicar para 2017 suponen una caída del 40 % en la reducción de la retribución a los directivos.

El presidente del grupo Volkswagen, Matthias Müller, que preside la compañía desde marzo de 2015, ganó 7,252 millones de euros en 2016 (4,758 millones de euros en 2015).

El director de Personal y Organización, Karlheinz Blessing, desde enero de 2016 en el cargo, tuvo el año pasado una remuneración total de 3,335 millones de euros.

El director de la marca Volkswagen, Herbert Diess, en el cargo desde julio de 2015, ganó 3,226 millones de euros, un 55 % menos que en 2015.

Francisco Javier García Sanz, que es responsable de Compras en la junta directiva y el encargado de la negociación con EEUU por la manipulación de los vehículos diésel, tuvo el año pasado una remuneración total de 3,215 millones de euros, un 24,6 % menos que en 2015.

En todos los casos estas cifras no incluyen las provisiones que tienen asignadas para sus pensiones.