Café bebido

Mamá, quiero ser funcionaria

Por Reyes Ilintxeta - Jueves, 16 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 06:08h

lo de ser funcionario sigue siendo para mucha gente como alcanzar el paraíso en vida.

Vale, pero no nos confundamos: el derecho a ser funcionario no es lo que tiene que garantizar la Administración, sino el servicio que se le da a la ciudadanía. Este servicio tiene que ser de calidad y apropiado a las necesidades y requerimientos de las personas usuarias y para ello se piden determinadas cualificaciones y titulaciones para cada puesto. Por eso cuando UGT dice que poder pedir o valorar los conocimientos de euskera en algunos puestos de la Administración “supone un trato discriminatorio para el 90% de la población navarra en beneficio de una pequeña minoría” está meando fuera del tiesto. Porque si esto es así, cuando piden el título de Medicina para ser médico ¿cuánta gente se queda marginada?

Por otra parte, UPN dice que el decreto que está preparando el Gobierno sobre el uso del euskera en la Administración “se carga de facto la zonificación y no responde a la realidad sociolingüística”. Ya, pero es que las personas van al médico, hacen gestiones y papeleos, unas veces en su localidad y otras en Pamplona, estudian, cambian de casa, de trabajo, se casan, se separan, se mueven sin parar… ¿Qué quieren? ¿Poner una valla a la altura de Belate, a lo Trump, y que los euskaldunes no se salgan de la zona vascófona? ¡Pero si además es en la Comarca de Pamplona donde más vascohablantes vivimos en números absolutos!

Y añade, así como si nada, que “hace prácticamente imposible que nadie que no conozca el euskera pueda lograr una plaza en la Administración, ganar un concurso de traslado u obtener una jefatura”. Si esto no es querer meter miedo a la gente…

Más sobre Café bebido

ir a Café bebido »