Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
índice de solvencia 4 veces superior al de España

Navarra ordena la deuda heredada de 3.222 millones y logra ahorrar 18 al año

La bajada en los tipos de interés contribuye a la buena refinanciación de las obligaciones
Las agencias de rating consideran que el índice de solvencia de Navarra es cuatro veces superior al de España

Andoni Irisarri Javier Bergasa - Sábado, 25 de Marzo de 2017 - Actualizado a las 06:08h

Comparecencia del consejero de Hacienda y Política Financiera para que informe sobre la política del Gobierno respecto a la gestión.

Comparecencia del consejero de Hacienda y Política Financiera para que informe sobre la política del Gobierno respecto a la gestión. (JAVIER BERGASA)

Galería Noticia

Comparecencia del consejero de Hacienda y Política Financiera para que informe sobre la política del Gobierno respecto a la gestión.

pamplona- Poner coto a los 3.322 millones de deuda heredada de los últimos mandatos de UPN ha sido una de las prioridades del actual Gobierno de Navarra. Todavía con una débil capacidad presupuestaria y cuando la reforma fiscal no está sino recuperando poco a poco la vía de los ingresos de la Comunidad Foral, el departamento de Hacienda está tratando de aprovechar las herramientas a su alcance para ir encarrilando la situación sin que para ello se vean afectadas las dotaciones para los servicios públicos básicos. Y, por el momento, la refinanciación de algunas obligaciones contraídas durante el gobierno regionalista está siendo la manera más efectiva de, poco a poco, ir dando pasos para aliviar la situación. Así, la bonanza en los tipos de interés y la solvencia que las agencias de rating otorgan a Navarra ya está permitiendo ahorrar unos 18 millones al año.

Es el cálculo aproximado que ofreció ayer el consejero de Hacienda, Mikel Aranburu, durante su comparecencia en el Parlamento foral, donde tuvo que detallar, a instancias de Podemos, cómo se está gestionando y de qué manera se va a proceder al abono de la deuda pública de la Administración foral. Aranburu precisó que, a pesar de que la deuda heredada sobrepasa ya los 3.000 millones y que la capacidad económica de las arcas forales “es la que es”, el Gobierno “tiene muy claro que tiene que seguir por la senda de la estabilidad presupuestaria marcada por Bruselas e impelida por la ley orgánica de estabilidad”. Hoja de ruta que está siendo capaz de ser cumplida aún con el notable refuerzo en políticas sociales de los últimos Presupuestos aprobados en diciembre de 2016, los segundos en lo que va de legislatura.

“en las mejores condiciones”Por eso, Aranburu insistió en explotar las posibilidades que ofrece refinanciar deuda con tipos bajos, lo que está permitiendo obtener “las mejores condiciones posibles”. Algo que de momento se está logrando porque “el mercado financiero nos ha favorecido y porque la gestión de política financiera desde el departamento es bastante notable, por no decir sobresaliente”, apuntó.

Pero hay otro pilar fundamental que está contribuyendo a descargar las obligaciones financieras: la solvencia que le reconocen a Navarra las agencias de calificación o rating, que otorgan a la Comunidad Foral (A) la puntuación máxima para las comunidades autónomas, limitada a dos escalones por encima de la del Estado (BBB+). “Aunque incluso podría ser mayor, de cuatro escalones por encima”, precisó Aranburu, quien aseguró que la buena calificación hace que “las subastas de deuda sean muy bien cubiertas y las entidades financieras estén muy interesadas en trabajar con el Gobierno de Navarra”. Esto termina provocando que se hayan mejorado “sustancialmente los tipos de interés”. “No podemos reducir deuda, pero aquella deuda que vence podemos refinanciarla en condiciones mejores. Si en 2015 el tipo de interés medio era del 3%, ahora estamos financiando al 1,59% o al 1,5%”, destacó.

Eso supone que, tomando el mismo periodo de amortización de deuda (suelen rondar unos 10 años), los actuales tipos han permitido ahorrar 20 y 16 millones en las dos últimas obligaciones renegociadas. Esto, según el consejero, ya tiene impacto presupuestario, y si hace tres años había que abonar 108 millones por los intereses, esa cifra ha bajado en la actualidad hasta los 90.

Pasos pequeños pero bien encaminados a ir acotando la carga financiera “para generaciones futuras”, que pasan por ser obligaciones “además de poco éticas, financieramente ruinosas”, con las que poco a poco “habrá que acometer una amortización de la deuda real”, indicó.

Para ello, tal y como manifestó la Cámara de Comptos, explicó que o bien deben aumentar los ingresos o bien recortarse los gastos. “Y en ello estamos trabajando con el apoyo del Parlamento, que es el que tiene la última palabra”, concluyó.

objetivo de deuda

Equilibrio. Salvo sorpresa, Navarra seguirá “en la senda del cumplimiento de la ley de estabilidad” que en dos años llevaría al equilibrio presupuestario de las cuentas públicas forales. Los Presupuestos para 2017 cumplen “con el objetivo de deuda, con el del déficit y con la regla de gasto. A nada que lo mantengamos, en 2019 iríamos hacia un equilibrio”.

Límite para 2017. En 2017, el objetivo de deuda está en el 18,9% del PIB y el objetivo de déficit en el 0,6% (58 millones) tras la aprobación del Consejo de Ministros.