Malestar en las apymas por la no construcción de un nuevo instituto

Cabanillas, Ribaforada y Fustiñana piden que no se aumenten las ratios

N. Arigita Unai Beroiz - Sábado, 1 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:09h

Representantes de las apymas, en el Parlamento de Navarra.

Representantes de las apymas, en el Parlamento de Navarra. (UNAI BEROIZ)

Galería Noticia

Representantes de las apymas, en el Parlamento de Navarra.

Tudela- Molestos con el consejero José Luis Mendozapor haber hecho pública en el Parlamento su intención de no construir en esta legislatura el nuevo institutoque demandan, las apymas deCabanillas, Ribaforada y Fustiñana solicitaron al Departamento de Educación una solución al exceso de matriculaciones en la Ribera y pidieron que ésta “no consista en aumentar las ratios del alumnado en las clases de los IESO” ya existentes.

Considerando que “después de dos años de duro trabajo, reuniones, viajes y un gran esfuerzo”, los padres eran “merecedores de una respuesta en privado a nuestra iniciativa”, las apymas dieron por hecho que de las declaraciones de Mendoza en sesión parlamentaria “se entiende que está de acuerdo con nuestro proyecto, pero no lo considera prioritario para esta legislatura”. Por ello, declararon que “nos gustaría saber cuáles son sus prioridades y por qué solucionar el problema de matriculación de la Ribera no es una de ellas”, opinaron.

Las tres apymas recordaron la reunión que mantuvieron con el director del Servicio de Infraestructuras Educativas, Eneko Ardaiz, “que nos informó directamente de que habían previsto un exceso de matriculaciones en la zona y que para ellos era prioritario dar una solución a este problema antes de terminar la legislatura”. En la misma línea, hicieron referencia al apoyo mostrado por todos los grupos parlamentarios a su propuesta de construcción de un nuevo instituto. “Los padres, madres y vecinos de Ribaforada, Fustiñana y Cabanillas merecemos una solución y esperamos que no consista en aumentar las ratios de los IESO existentes”, reiteraron.

Finalmente, solicitaron al Gobierno de Navarra que “se aclare y nos dé una única respuesta definitiva y no dé una patada adelante, dejando este problema en manos del próximo Gobierno”.