Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

La experiencia familiar, una lección en clase

La directora del colegio de Etxalar explica la apuesta

del centro por una escuela inclusiva y por la participación

Lunes, 3 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:07h

Familias y escolares, en el Haurraren Eguna (Día del Niño) de 2016.

Familias y escolares, en el Haurraren Eguna (Día del Niño) de 2016.

Galería Noticia

Familias y escolares, en el Haurraren Eguna (Día del Niño) de 2016.

pamplona- ¿Cuál es la diferencia entre una escuela inclusiva y una integrada? La directora del CPEIP Etxalar Landagain, Aintzane Ollokiegi, afirma que la clave de la primera está en la participación, en implicar a los afectados, que en este caso son desde el Ayuntamiento y los servicios sociales al profesorado o las familias del alumnado. De ahí que esa inclusión sea el tema central del proyecto que expondrá la escuela en las XIX jornadas del Consejo Escolar de Navarra.

Esa apuesta se traduce, por ejemplo, en un proyecto para promover la participación de las familias. Se trataba de que padres, madres u otro familiar del alumnado pudieran acudir al centro a contar a qué se dedican o su experiencia vital. Así, en clase, se pudo conocer el relato de un deportista que hace parapente, de una matrona que explicó cómo es un parto, de un pescador que analizó el respeto al medio ambiente, o de una profesora de zumba que promovió el ejercicio físico. “Son temas que permiten trabajar el currículo y que son enriquecedores para todos. Las familias, además, ven así la relación con la escuela de una forma más cercana y natural”, explica.

Ollokiegi lleva 15 años trabajando en la escuela. En ese arranque, había 33 estudiantes que se agrupaban en cuatro aulas según la etapa. En la actualidad, hay 83, y se junta a estudiantes de diferentes edades en 2º y 3º. Por ello, y teniendo en cuenta la natalidad en Etxalar, desde el centro ven el futuro de la escuela con optimismo, porque las nuevas generaciones se han quedado en el municipio. “Somos una parte de este pueblo, y a menudo en educación no tenemos el foco encima y necesitamos más recursos, pero ofrecemos una formación de calidad, una atención más cercana al alumnado, y con experiencias que no se quedan entre las cuatro paredes de la escuela”, defiende.

al detalle

La escuela. Es el colegio público de Etxalar Landagain. Se trata de un centro de modelo D (enseñanza en euskera con el castellano con asignatura). Cuenta con 83 estudiantes de entre 3 y 12 años.

El proyecto. Pone el foco en la inclusión, en la participación de las familias y en la diversidad, cuestión en la que el centro hace especial hincapié. Como ejemplo, desde la escuela explican que una de las iniciativas fue invitar a familiares del alumnado a acudir a la escuela para contar su trabajo o una experiencia vital.