Las mujeres mayores de Abaurrea Alta, en marcha

El proyecto, promovido por el centro de salud DE Auritz/Burguete para dinamizar la vida diaria DEL PUEBLO, ha sido reconocido en el Congreso de Salud OEE celebrado la semana pasada en la Upna

Un reportaje de Patricia Carballo - Jueves, 6 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:08h

Oihana (trabajadora social), las mujeres Blanca, Maria Luisa, Carmen y Claudia, y Angelines (directora del CS), en Abaurrea Alta con el póster ganador.

Oihana (trabajadora social), las mujeres Blanca, Maria Luisa, Carmen y Claudia, y Angelines (directora del CS), en Abaurrea Alta con el póster ganador. (PATRICIA CARBALLO)

Galería Noticia

Oihana (trabajadora social), las mujeres Blanca, Maria Luisa, Carmen y Claudia, y Angelines (directora del CS), en Abaurrea Alta con el póster ganador.Varios mayores de Abaurrea Alta en el curso de fotografías antiguas. Fotos: cedidas

los inviernos en Abaurregaina (Abaurrea Alta), el pueblo más alto de Navarra, suelen ser prolongados, fríos y muy duros. Entre sus 127 habitantes, los hay quienes optan por quedarse en el hogar al calor del fuego, pero otros sólo necesitan una pequeña excusa para escapar de casa y relacionarse con los vecinos del pueblo.

Ese empuje que faltaba tiene nombre. Se llama Lourdes Arregi y es, desde julio, la nueva médico del valle de Aezkoa. Lourdes detectó en las consultas problemas de soledad y aislamiento y lo trasladó a la trabajadora social del Centro de Salud de Auritz/Burguete, Oihana Lorea. “Me hizo llegar su preocupación al ver que la gente mayor de Abaurrea Alta estaba triste, que muchos vivían solos y no tenían nada para hacer. Y que con el invierno se volvían aún más tristes”, comenta Lorea.

A partir de esa premisa, la trabajadora social se coordinó con el Centro de Salud de Auritz/Burguete y con el Ayuntamiento de Abaurrea Alta y comenzó a establecer una serie de contactos con la intención de conocer cuáles eran las necesidades y carencias de sus habitantes. “Comprobé que había un grupo con muchas ganas de empezar a hacer cosas: las mujeres de más de 60 años”, subraya. Fue entonces cuando Lorea les convocó a una reunión para decidir qué acciones se podrían llevar a cabo. “Creamos un Grupo Motor entre las mujeres Blanca, Marisol y Claudia, y yo, y durante octubre trabajamos en concretar qué actividades hacer, cómo y cuándo. Desde el principio, además, hemos contado con el apoyo tanto del Ayuntamiento como del Centro de Salud de Burguete”, añade.

TRES ACTIVIDADES El resultado de todo ello fue la constitución de tres actividades por semana que, desde noviembre, realizan en los locales cedidos por el Ayuntamiento: gimnasia de mantenimiento (12 personas), informática (9) y restauración e identificación de fotografías antiguas (14). Para la clase de gimnasia se contrató a una profesora, para los otros dos cursos, la maestra jubilada Blanca se ofreció a compartir sus conocimientos. “Uno de los objetivos era que fuese un grupo lo más autónomo posible. Poco a poco se han ido acercando los hombres y los jóvenes, incluso se organizan talleres puntuales sobre temáticas que les resulten interesantes al grupo. Está siendo muy satisfactorio. Que mujeres de 80 años se hayan comprado un portátil demuestra que hay ganas y mucha motivación”, reconoce Lorea. De hecho, desde el centro destacan que la finalidad del proyecto era paliar situaciones de soledad generando actividades donde las personas mayores encontrasen soporte emocional y un modo de entretenimiento para sobrellevar mejor el invierno. “Estamos consiguiendo nuestros objetivos. Ojalá la iniciativa tenga efecto rebote y se animen vecinos de otros pueblos. Es un proyecto comunitario muy bonito y enriquecedor para todos”, concluía.

el mejor pósterBajo el nombre de Abaurregainako emakume nagusiak martxan! (¡Mujeres mayores de Abaurrea en marcha!), el Centro de Salud de Auritz/Burguete presentó el pasado fin de semana este proyecto en la UPNA, en el marco del XXVII Congreso de Salud organizado por el Organismo por la Euskaldunización de la Sanidad (Osasungoa Euskalduntzeko Erakundea), que este año versaba sobre la Diversidad en la Salud. La historia de las mujeres de Abaurrea Alta caló entre el jurado y finalmente el equipo de Auritz/Burguete se llevó el galardón al mejor póster, dentro del área de trabajo social. “Lo recibimos como un reconocimiento al buen hacer del conjunto de profesionales del Centro de Salud de Burguete, todos ellos muy comprometidos en la promoción de acciones comunitarias”, destaca Angelines Munárriz, directora del centro.

Además del proyecto premiado, el Centro de Salud de Auritz/Burguete participó en las mesas redondas y presentó a este congreso dos comunicaciones sobre diversidad sexual y atención de hemorragias graves en un entorno rural aislado. Asimismo, exhibieron otros cinco pósters sobre cuidados al paciente politraumatizado, asistencia a peregrinos y peregrinas del Camino de Santiago, características del diagnóstico diferencial en un entorno rural, actividades desarrolladas por el grupo de crianza natural de Aezkoa y el análisis de un caso clínico.