Euskera

A favor del euskera

La vigésima edición de la Korrika entró a Navarra por Tierra Estella. En su primera etapa discurrió por buena parte de la Merindad con un respaldo masivo de la ciudadanía, que mostró nuevamente su apoyo al uso del euskera. fotos J. Arteaga, J. Arizaleta, M. González, AEK, cedidas

- Sábado, 8 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:08h

Cientos de personas atravesaron las calles de Estella tras el testigo de la Korrika

Cientos de personas atravesaron las calles de Estella tras el testigo de la Korrika

Galería Noticia

Cientos de personas atravesaron las calles de Estella tras el testigo de la KorrikaLa calle de la Rúa invadida de corredores por el euskera.Familias enteras esperaron la llegada de la carrera desde primeras horas de la mañana.Los más pequeños del colegio recorrieron las calles de AbárzuzaLa Korrika grande a su paso por la localidad de Cárcar.Los txikis del Colegio Público de Lezáun también celebraron la Korrika.
  • Flecha Ver anterior
  • Flecha Ver siguiente
La Korrika entró en Tierra Estella por Zúñiga, sobre las 6.30 horas

Trasla petición de 16 municipios de la Merindad para pasar a formar parte de la zona mixta del euskera, según la Ley del Vascuence de 1986, la ciudadanía de Tierra Estella demostró de nuevo su apuesta por la normalización y uso del euskera como lengua propia con su respaldo masivo a la Korrika a su paso por buena parte de la Merindad. Este apoyo supone un fuerte impulso a la lengua en una comarca donde la mayoría de municipios fueron excluidos de la zonificación legislativa de hace 31 años y permite imaginar un futuro mejor y más seguro para la consolidación y normalización del euskera en los diferentes ámbitos del territorio.

Con todo, antes de que llegara la Korrika grande, en los meses previos se han celebrado en muchas comarcas y valles de la Merindad por donde este año no pasa la carrera, todo tipo de actos culturales y versiones txikis de la Korrika.

Así, la vigésima edición de la Korrika, que termina hoy en Pamplona después de recorrer más de 2.500 kilómetros, entró a Navarra por Tierra Estella, en concreto en la localidad de Zúñiga sobre las 6.30 horas de la madrugada del pasado viernes día 31 de marzo. A pesar de lo temprano de la hora, en la muga con Álava esperaba la llegada del testigo de la carrera un nutrido grupo de vecinos de Zurucuain, que se desplazaron desde esta localidad del Valle de Yerri para recorrer los primeros metros de la Korrika en la Comunidad foral. Los siguientes kilómetros transcurrieron por diferentes localidades de Valdega como Acedo, Antzin, Murieta o Zubielki. Para entonces, el grupo ya había adquirido una dimensión considerable ya que se unieron numerosas personas dispuestas a lo largo de la carretera que atraviesa la zona. Así, el testigo fue pasando de mano en mano por representantes de un heterogéneo grupo de ciudadanos particulares, empresas, trabajadores, asociaciones, partidos políticos, comercios, colegios, instituciones públicas, ayuntamientos y concejos de las localidades más cercanas a la cabeza de Merindad.

estella-lizarra

Participación masiva

La entrada de laKorrika a Estella-Lizarra se produjo con decenas de personas esperando en las aceras a la altura del acceso al Hospital Comarcal. Sobre las 9.30 horas la carrera cruzaba el puente de San Juan al son de la música de los gaiteros de Estella y los alumnos de Gaita y Tambor del Conservatorio en una comitiva enorme a la que se sumaron decenas de alumnos y alumnas de los diferentes cursos del Modelo D del Colegio Público Remontival. Cuando aparecieron los portadores del testigo por el polideportivo Lizarreria, antes de llegar a la Ikastola Lizarra, ya eran miles de personas las que componían la Korrika en un ambiente alegre, festivo y reivindicativo. La comitiva siguió su recorrido por buena parte de la ciudad, pasando por el Paseo de la Inmaculada, Avenida de Yerri, Plaza de Santiago, Calderería, Plaza de los Fueros, Baja Navarra, para enfilar hacia abajo la Calle Mayor y recorrer el Barrio Monumental y salir de la ciudad en dirección a Villatuerta. Tras pasar por Lorka, Zirauki y Mañeru, donde sobre las 11.30 de la mañana descargó una pequeña tormenta de agua sin mayores consecuencias, la comitiva llegó a Gares.

El resto de la jornada transcurrió en la misma tónica festiva y reivindicativa a favor del euskera por Mendigorria, Artaxoa y Larraga. La Korrika volvió a entrar en Tierra Estella para atravesar Lerín, Cárcar y Lodosa, así como varas localidades de la Ribera Alta. Poblaciones como Andosilla, San Adrián, Azagra y Milagro también quisieron mostrar su respaldo a una lengua que cada vez está más fuerte. Tras una intensa jornada, el segundo día de la Korrika finalizó en Cadreita sobre las 23.30 horas de la noche.

recorrido

l Tierra Estella. Casi toda la segunda jornada de la carrera transcurrió por localidades de la Merindad. Tras su entrada por Zúñiga la comitiva pasó por las localidades de Valdega para llegar a Lizarra y dirigirse a Puente la Reina. Después, la Korrika tomó dirección de la Merindad de Olite tras pasar por Mendigorria, Artaxoa y Larraga y volvió a entrar en los pueblos de la Merindad atravesando Lerín, Cárcar, Lodosa y diversos pueblos de la Ribera Alta. La jornada acabó en Cadreita sobre las 23.30h.

800

Kilómetros.La Korrika ha recorrido 800 kilómetros en Navarra a lo largo de 7 días.