La Mesa de Negociación del Convenio municipal vuelve a reunirse hoy

Los sindicatos que mantienen el encierro en comisaría solo firmarán si se aceptan 2 condiciones

Martes, 11 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:08h

pamplona- Ayer se cumplió el quinto día desde que agentes de Policía Municipal de Pamplona decidieran convocar en comisaría una asamblea continua, “encerrados como forma de protesta pacífica ante una situación desesperada a la que se ha visto empujado este colectivo”. Y convocados por los sindicatos AFAPNA, CCOO, SIPNA-FEPOL, SPPME y UGT salieron a la calle para leer un comunicado y, como reza su pancarta, pedir una vez más un “convenio justo”.

Sobre sus cabezas, ancladas al tejado, colgaban otras dos lonas en las que recordaban los 10 años que lleva el Convenio Colectivo caducado y pedían al gobierno del Cambio una “negociación real ya”. Del tejado, en una reivindicación más agresiva, también colgaba un pelele ataviado con el uniforme policial y un cartel bajo sus pies con las palabras “Así nos quiere Asiron”.

La situación podría desbloquearse hoy, ya que los sindicatos con representación municipal han sido convocados a una mesa de negociación a las 9.00 horas. El objetivo es el mismo que el viernes (reunión que se suspendió en vista de las protestas);que se firme el convenio colectivo.

Para lograr que los sindicatos convocantes de la asamblea continua suscriban el texto, y como leyó ayer el delegado de CCOO Iñaki Iglesias en un comunicado conjunto, ponen dos condiciones.

En primer lugar piden un compromiso por escrito que refleje una subida salarial del 5% para todos los trabajadores del Ayuntamiento, distribuida en tres años y cuando el marco normativo lo permita. Esta cifra “tan solo representa la bajada salarial sufrida en el año 2010”, aseguran. Por otro lado, exigen “que ninguno de los derechos laborales que se han conseguido mediante la negociación colectiva en anteriores acuerdos se vean recortados”.

Para añadir más urgencia a una negociación tan delicada, también dijeron que durante el encierro (unas 15 personas duermen cada noche en la sala de usos múltiples) hay agentes doblando turnos y que, si no se alcanza un acuerdo, dentro de poco el cansancio afectará negativamente al servicio. - M.B.