Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El padre Román, absuelto por “inconsistencia del relato” del denunciante

El fallo dice que el cura no abusó sexualmente del menor, que vive en Pamplona

Miércoles, 12 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:06h

El padre Román en una foto de archivo.

El padre Román en una foto de archivo. (Foto: Efe)

Galería Noticia

El padre Román en una foto de archivo.

granada- La Audiencia de Granada absolvió al padre Román en el conocido como caso Romanones, en el que estaba acusado de abusos sexuales a un menor, tanto por la falta “total y absoluta” de pruebas contra él como por la “inconsistencia del relato” del denunciante, que a juicio de la Sala incluye “graves contradicciones” y aspectos “absolutamente inverosímiles”.

La sentencia de la Sección Segunda, notificada ayer a las partes, coincide con la retirada de la acusación que ya hizo la Fiscalía durante la última jornada de la vista oral el pasado marzo y se refiere a las “versiones de los hechos imprecisas y vacilantes” del joven denunciante.

La resolución, de ochenta páginas, y contra la que cabe recurso de casación ante el Supremo, condena expresamente a la acusación particular al pago de las costas de la defensa.

Defiende la necesidad de la imposición de estas costas por la conducta “desleal” del denunciante durante el procedimiento al ir aportando datos, de menor a mayor gravedad, mintiendo respecto de circunstancias objetivas como la fecha de la llamada telefónica del papa o la ausencia de contacto con el procesado a partir de mayo de 2007.

Recoge también que pretendió ocultar otros aspectos al negar su presencia en determinadas fotos o fecharlas en un momento equivocado, el cese de los abusos en la primavera de 2007, cuando era menor.

Actitud que, por otra parte, no ve “nada colaboradora” cuando la situación “se tornaba contraria a sus intereses”, caso de la entrevista en el Instituto de Medicina Legal de Pamplona, las entrevistas policiales y las sucesivas interrupciones a las mismas, indica la resolución de la Audiencia.

SENTENCIA FAVORABLEEl fallo absuelve al sacerdote juzgado de los delitos de los que era acusado por las acusaciones particular y popular, ejercida por la asociación Prodeni, de abusos sexuales a menores con penetración e introducción de miembro corporal.

La sentencia indica que, a lo largo del procedimiento, especialmente en el acto del juicio, se ha puesto de relieve la “inconsistencia del relato del acusador particular, sin apoyo periféricos alguno y, al mismo tiempo, que determinadas circunstancias que él daba por ciertas e inequívocas, han sido desmontadas a través del material probatorio que obraba”.

Según se recoge en la resolución, la absolución del procesado se basa no solo en la falta de pruebas, sino en la falta de convicción que el testimonio de la presunta víctima causa, con “aspectos absolutamente inverosímiles”.

Javier Muriel, abogado del padre Román, indicó que defender a un hombre inocente le ha traído gran satisfacción.

“Es reconfortante que la Sala haya valorado la prueba alcanzando una valoración jurídica de este calado, porque demuestra que el principio de legalidad se mantiene imperturbable ante los condicionantes”, declaró.

Muriel cree que el Tribunal ha dictado una sentencia absolutoria “de un altísimo nivel técnico y narrativo” que hace “casi imposible” que pueda ser atacada en posterior recurso “con un mínimo de decencia”.

Coincidiendo con el criterio final de la Fiscalía, la Audiencia absolvió al padre Román por la falta de persistencia de la acusación y la concurrencia de “graves contradicciones” en la declaración de la supuesta víctima. - Efe

valoraciones

LAs ACUSACIones ESTUDIAN recurrir

No esperaban esta sentencia. El abogado Jorge Aguilera, que ejerció la acusación particular en nombre de joven denunciante, informó que estudian si cabe recurso al fallo absolutorio. El letrado de la acusación particular, que pedía para el cura 26 años de prisión, señaló que esperaban no solo una sentencia condenatoria sino que no hubiera un pronunciamiento expreso respecto al pago de las costas de la defensa impuesto. Juan Pedro Oliver, presidente nacional de la Asociación Pro Derechos del Niño (Prodeni), colectivo que ejerció la acusación popular, también estudia la sentencia para ver si procede presentar un recurso.