Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
Santamaría catedrático de química analítica de la un

“Navarra es privilegiada en su biodiversidad;su mayor presión será el cambio climático”

Jesús Miguel Santamaría, profesor en la UN, preside un ente europeo para compartir datos sobre biodiversidad. Aquí explica qué puede suponer eso para Navarra

Garikoitz Montañés Unai Beroiz - Domingo, 16 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:08h

Santamaría, en la UN, frente a una bicicleta en la que se ven materiales del proyecto Life+Respira.

Santamaría, en la UN, frente a una bicicleta en la que se ven materiales del proyecto Life+Respira. (UNAI BEROIZ)

Galería Noticia

Santamaría, en la UN, frente a una bicicleta en la que se ven materiales del proyecto Life+Respira.

PAMPLONA- ¿Cuáles son las zonas menos contaminadas de Navarra? ¿Cómo influye en ello la meteorología? ¿Y la biodiversidad de la Comunidad Foral está en riesgo? Estas son algunas de las preguntas sobre las que reflexiona Jesús Miguel Santamaría (Pamplona, 1968), doctor en Biología y Medio Ambiente, y catedrático de Química Analítica en la Universidad de Navarra. Su carrera gira en torno a cuestiones como la contaminación y la biodiversidad, y ahora le ha llevado a ser nombrado, desde el pasado mes de marzo, presidente del Comité de Dirección del proyecto europeo Life Watch-ERIC, que persigue compartir bases de datos sobre biodiversidad y medio ambiente. ¿Para qué? Aquí lo explica de forma didáctica.

¿Qué supone presidir esta entidad?

-Es un reto muy bonito y que, desde luego, puede reportar beneficios para Navarra. Navarra goza de todas las características para ser una de las regiones con más biodiversidad no sólo de España sino también de Europa. Cuando se habla de Navarra como una tierra de diversidad es porque lo es de verdad. Tenemos tres regiones biogeográficas y eso permite tener muchísimos hábitats distintos, que conllevan una riqueza en especies muy alta. Además, aquí se lleva años trabajando y se cuenta con muchos datos de biodiversidad. La idea sería ponerlos en común en esta infraestructura, que nos permitiría participar en proyectos europeos, movilizar ayudas...

¿Cuáles serán los primeros pasos?

-Este inicio será algo tedioso. Tenemos que echar a andar esta infraestructura, y eso supone convocar una asamblea con representantes de ocho países de Europa, ver etapas y proyectos prioritarios... Y eso nos marcará el futuro en el campo de la investigación en biodiversidad en Europa. Al final, tendremos grandes sistemas de supercomputación para almacenar bases de datos de biodiversidad y se desarrollarán modelos matemáticos para buscar las razones que propician la pérdida de biodiversidad.

¿Nota más concienciación sobre la pérdida de biodiversidad?

-Todo el mundo es consciente de que la biodiversidad es esencial para mantener la vida en el planeta. Lo que ocurre es que, de todas las medidas que se han tomado, ninguna ha permitido frenar esa pérdida de biodiversidad. Desde que ha aparecido el hombre en la Tierra, la pérdida de especies ha sido mayor que a lo largo de toda la historia evolutiva del planeta, y ahora estamos en un momento muy peligroso. Si continúa así, estamos destinados a desaparecer.

¿Pensamos solo en el corto plazo?

-Claro. Y eso no puede ser. Los políticos tienen cargos de cuatro u ocho años y solo ven el futuro inmediato, pero si queremos mantener los recursos de nuestro planeta, hay que pensar a largo plazo. Además, entre los científicos hay una carencia de comunicar a la ciudadanía sobre lo que hacemos, aunque ahora está de moda la ciencia ciudadana: hay muchas redes ciudadanas que estudian la biodiversidad con toma de fotos u observaciones que hacen en la naturaleza.

¿Contaminación y biodiversidad están ligadas?

-Perfectamente. Uno de los factores que provoca esa pérdida de biodiversidad es la contaminación. Además, tenemos la fragmentación de hábitats, el cambio climático... hay muchas presiones. Nunca es tarde para reaccionar, pero la especie humana sigue en expansión, más de lo previsto, y o cambiamos nuestra filosofía de explotar los recursos o esto es inviable. Tenemos que intentar no ser tan intensivos, sino para vivir sin que sea un negocio. Si no, es insostenible.

Hablaba de Navarra como un ejemplo de biodiversidad. ¿Cuál es su valoración de la situación actual de la Comunidad?

-Navarra es una región privilegiada. Tiene las mismas presiones que otras del planeta, y la más acuciante será el cambio climático. El hecho de que nos encontremos en una zona de transición entre la región eurosiberiana y la mediterránea hace que seamos especialmente sensibles al cambio climático. Tenemos un banco de pruebas ideal para hacer estudios. Navarra tiene muchos datos, pero a veces se quedan relegados a una estantería.

¿Qué lugares son privilegiados de la Comunidad Foral en biodiversidad?

-Los bosques de Navarra siguen en crecimiento. También en Europa. Pero la variabilidad climática es significativa en Navarra, y tenemos desde zonas desérticas a zonas de alta montaña, zonas como la Ribera destinadas a la agricultura, y bosques de importancia en el norte. Y como ecosistemas peculiares tenemos las turberas [menciona, por ejemplo, Belate], los humedales en general, que son muy sensibles al cambio climático. Las turberas almacenan el CO2 de la atmósfera y combaten el cambio climático, pero con un aumento de temperatura se pueden convertir en emisoras. Por eso es importante estudiarlas.

¿Podemos compaginar industria y respeto medioambiental?

-Debe ser así. Es impensable que una sociedad siga evolucionando sin desarrollarse, pero hay que hacerlo con cabeza, con la mejor tecnología.

las claves

“Desde que el hombre está en la Tierra, la pérdida de especies ha sido la mayor de la historia del planeta”

“Turberas como la de Belate son unos ecosistemas peculiares de Navarra y muy sensibles al cambio climático”

“Es impensable que una sociedad siga evolucionando sin desarrollarse, pero debe hacerlo con cabeza”