Reino Unido es el segundo mercado exterior para las empresas agroalimentarias navarras

115 COMPAÑÍAS EXPORTAN POR CASI 207 MILLONES- Una de cada tres es una bodega - El ‘brexit’ preocupa al sector

Sagrario Zabaleta Echarte - Lunes, 17 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:06h

La bandera de la Unión Europea, con el Big Ben al fondo.

La bandera de la Unión Europea, con el Big Ben al fondo. (Archivo)

Galería Noticia

La bandera de la Unión Europea, con el Big Ben al fondo.

pamplona- Reino Unido se ha consolidado como el segundo mercado en el exterior de las empresas agroalimentarias navarras. Las estadísticas muestran el crecimiento de la exportación durante la crisis, con un aumento del 130% entre 2009 y 2016;además de obtener el mejor saldo exterior de la Comunidad Foral respecto a un país. Más de 115 empresas vendieron el año pasado a Reino Unido por 206,5 millones, principalmente productos de cereales y pastelería, conservas de verduras y frutas y zumos, según los datos de la Cámara Navarra de Comercio, Industria y Servicios. Aunque el abanico de productos que se distribuyen desde Navarra es más amplio.

En cambio, la Comunidad solo importó alimentos por 16 millones desde Reino Unido, por lo que el saldo exterior es muy positivo, de 190,1 millones. El secretario general de Consebro, José Ignacio Calleja, explica que las empresas navarras se han fijado en este mercado porque “se trata de un público exigente con la calidad de los productos de fuera que compra en su país, al que le gusta la dieta mediterránea y valora los productos artesanales de alta gama”. Por ese motivo, Calleja destaca que “alimentos como los pimientos del piquillo de Lodosa, los espárragos de Navarra o los vinos de la DO y los de gran consumo como los congelados de verduras, los cárnicos y los lácteos tienen cabida en este mercado”.

la norma brcLa mayoría de agroindustrias que exportan al Reino Unido trabajan con la norma BRC, British Retail Consortium, un sistema de gestión de seguridad alimentaria para favorecer las ventas en ese mercado. Según el censo de la Cámara de Comercio, más de 115 empresas exportaron el último año a la isla, de las que casi el 30% fueron bodegas -una de cada tres-;casi un 17%, conserveras de verduras o frutas y un 12%, empresas de legumbres. La salida de Reino Unido de la UE tras la consulta del pasado junio ha traído preocupación a las empresas de este sector en Navarra;y la primera repercusión ha sido la depreciación de la libra y como consecuencia el encarecimiento de las exportaciones para las empresas de la Comunidad. La incertidumbre de las compañías se observó en la visita del ministro de Economía, Luis de Guindos, a Pamplona el día 3, ya que muchas preguntas de los empresarios estaban vinculadas a este tema.

“un acuerdo razonable”De Guindos defendió “un acuerdo razonable” entre Reino Unido y la UE, porque se trata del primer socio de España por “inversión, finanzas y turismo”, aunque vaticinó que “las negociaciones no van a ser nada sencillas”. El ministro reconoció que “se ha interpretado el brexitcomo una vuelta atrás”, pero insistió en que hay que considerarlo un “hecho aislado” y como una oportunidad “para mostrar más unidad para la integración económica y financiera sobre todo en la zona euro, después de las elecciones en Francia y Alemania”.

Ana Cañada, responsable de Comercio Internacional de la Cámara de Comercio, manifiesta que “las empresas agroalimentarias están preocupadas por cómo va a afectar en sus negocios la salida de Reino Unido de la UE”. Sin embargo, Cañada remarca que todavía “no se ha producido ningún cambio en el procedimiento para exportar y facturar, porque apenas el 29 de marzo se activó el proceso para abandonar la UE”.

Sin embargo, no solo las empresas navarras mantendrán su mirada puesta en Reino Unido sino también en otros dos países importantes para las exportaciones de la Comunidad: Francia -el primer mercado para las ventas agroalimentarias navarras, con 346,2 millones comercializados en 2016- y Alemania -que ocupa la cuarta posición, con casi 72 millones el ejercicio pasado-. Con ambos, el saldo exterior es positivo: de casi 109 millones con el mercado galo y de casi 30 con el germano. Los resultados electorales en estos dos países serán clave para comprobar si avanzan o no los partidos más proteccionistas.