Un fotógrafo pone rostro al horror y la desolación tras el atentado de Alepo

Lunes, 17 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:06h

Galería Noticia

impotencia.Momentos después de que el sábado un atentado con coche bomba terminara con la vida de más de un centenar de personas que esperaban a ser evacuadas en autobuses en las inmediaciones de Alepo (Siria), el fotógrafo sirio Abd Alkader Habak dejó su cámara para salvar a las víctimas inocentes de la brutal explosión. Un compañero captó el momento en el que este videorreportero salía corriendo con uno de los niños en brazos y como, más adelante, rompía a llorar desconsoladamente, abatido, con las rodillas en el suelo y la cámara en la mano. Las imágenes han dado la vuelta al mundo mostrando el horror de este ataque que ha sesgado la vida de al menos 68 menores.