Menos turismos y a menor velocidad para reducir los atropellos

Se plantea limitar a 30 km/h el tráfico en determinadas vías

Entre las 44 medidas está un estudio de movilidad de cada calle

Kepa García - Miércoles, 26 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:07h

Participantes en la concentración en el lugar donde fue atropellada la primera víctima mortal del año.

Participantes en la concentración en el lugar donde fue atropellada la primera víctima mortal del año. (Foto: Unai Beroiz)

Galería Noticia

Participantes en la concentración en el lugar donde fue atropellada la primera víctima mortal del año.El edil Romeo y el director del área.

pamplona- Con el objetivo de reducir el número de atropellos, que en lo que va de año han dejado dos víctimas mortales, el Ayuntamiento pondrá en marcha un conjunto de medidas, entre las que se incluye la elaboración de un estudio de movilidad de todas las calles de Pamplona y otras tendentes a mejorar la seguridad de los peatones. En la línea de lo que expuso la semana pasada el concejal delegado de Movilidad Armando Cuenca, una de las iniciativas plantea rebajar la velocidad permitida a un máximo de 30 kilómetros por hora en todas las vías de la ciudad con un solo carril y sentido de circulación.

No hay fecha fijada para su entrada en vigor ni se conoce todavía su alcance definitivo. Serán los técnicos del área de Seguridad Ciudadana, responsables de llevar a cabo el mencionado estudio de detalle sobre la movilidad de las calles, los encargados de determinar en qué vías urbanas empezará a aplicarse la limitación de velocidad, al igual que sucede en algunas zonas, como las ciclo-calles en el barrio de San Jorge que recientemente han entrado en funcionamiento, donde los turismos no pueden pasar de los 30 km/h.

Así lo anunció ayer el concejal delegado de Seguridad Ciudadana Aritz Romeo, quien junto al director del área Xabier Ibáñez ofreció una rueda de prensa para detallar los trabajos que el Ayuntamiento va a emprender en materia de seguridad vial. El plan tiene dos objetivos prioritarios: mantener la cifra anual de fallecidos por tráfico lo más cercana posible a ‘0’;y marcar las líneas de actuación para un nuevo reparto del espacio público entre los distintos sistemas de movilidad, priorizando al peatón, la bicicleta y el transporte público frente al turismo privado.

plan integralPara lograrlo, el Ayuntamiento tiene previsto poner en marcha 44 medidas, que se complementarán con lo previsto en un plan global elaborado por un equipo de trabajo de tres personas de las Brigadas de Movilidad Vial y Circulación de Policía Municipal. De aquí saldrán las medidas específicas frente a las deficiencias detectadas en un análisis pormenorizado calle a calle, propuestas que consigan calmar el tráfico y su aforo, aumentar la visibilidad del peatón, redistribuir de forma más equilibrada el espacio público y, en definitiva, mejorar la seguridad.

Para este año, se abordará la renovación de parte de la señalización vertical y la mejora de la seguridad de la glorieta de la calle Ermitagaña con Malón de Echaide. También se van a realizar los trabajos previos a la semaforización del cruce entre la avenida de Baja Navarra y la calle Paulino Caballero.

Se ha programado la mejora de seguridad del paso peatonal de la calle Lumbier, la creación y señalización de nuevos pasos de peatones en la barrio de Orvina y disponer siete nuevos aparcamientos para motocicletas en espacios previos a pasos de cebra para mejorar la visibilidad del cruce. Están previstas, además, seis actuaciones de mejora de la visibilidad en puntos peligrosos y la instalación de 11 cojines berlineses en cinco vías urbanas, previa a los correspondientes pasos de cebra.

Según explicó Romeo, el descenso desde 2005 del número de fallecidos por tráfico está estancado en 2,5 decesos de promedio al año. Entre los factores que alejan a Pamplona del objetivo ‘0 víctimas’ está el elevado uso del vehículo particular privado: 41% en la Comarca en 2016, frente al 36% en 1996, 13 puntos por encima de ese parámetro en Vitoria-Gasteiz, por ejemplo. Paralelamente, el uso de la bicicleta en Pamplona es bajo (2%), un porcentaje de ciclistas que en San Sebastián más que se duplica (5%) y en Vitoria-Gasteiz se cuadruplica (13%).

40.000 coches al díaA eso se suma que el centro mantiene altos niveles de tráfico (ejemplo 40.0000 vehículos diarios en Baja Navarra o Conde Oliveto) en una ciudad diseñada para el vehículo privado: la proporción entre los distintos tipos de movilidad es claramente favorable el coche. Por ejemplo, en Padre Moret (14.000 vehículos al día) hay 10 metros de calzada, tres carriles de circulación con aceras insignificantes y sin carril bici.

Todos los datos, según el informe, apuntan al desequilibrio a la hora de compartir el espacio público por los distintos sistemas de desplazamiento. El área detecta que en Pamplona hay vías sobredimensionadas -tienen capacidad superior a la demanda real -como Sancho el Fuerte, Monasterio de Urdax, calle Ermitagaña, calle Sadar;y sin embargo la red ciclista es reducida e inconexa, lo que obliga a las bicicletas a circular por la acera salvo en los barrios de nueva creación, como Buztintxuri y Lezkairu, que cuentan con carriles bici integrales.

los apuntes

Descenso acusado desde 2005. Entre 1993 y 2003, la media anual de fallecidos era de 9 personas;en el periodo 2005-2015 la gráfica marca un escalón descendente, situando la media en 2,5 decesos al año por tráfico.

5 fallecidos en Pamplona desde 2016. En lo que va de año han fallecido dos peatones, frente a los tres que hubo en 2016.Pendientes del carril bici en Pío XII. Romeo indicó que la decisión sobre las dos propuestas para el carril bici en Pío XII se adoptará en el seno de la Junta de Movilidad.

Plazas por encima de la seguridad. Según los técnicos del área, durante años se priorizó el número de plazas de estacionamiento en superficie frente a la mejor visibilidad en los pasos de peatones.

La Ronda Sur, la que más tráfico registra en Navarra. Las calles del centro de Pamplona son las más transitadas de la comunidad. Por la ronda sur pasan 44.000 vehículos al día, seguida de la avenida Baja Navarra (40.000), o Conde Oliveto (37.000).

las cifras

4,9

millones de coches controlados por el radar. En 2016 la Policía Municipal controló por radar 4.941.229 de tránsitos de vehículos, con casi 3.500 denuncias, además de realizar 18.900 etilometrías, de las que un 2,9% derivaron en sanción administrativa y un 0,4 en la imputación de un delito.

149

Controles drogas. 149 controles de drogas (45 denuncias) y 62 revisiones de seguridad en transportes escolares, de las que casi un tercio (30%) derivaron en denuncia. Asimismo se han hecho 2.133 controles de documentación.

33.036

inspecciones. Respecto de las infracciones detectadas, el pasado año de los 38.036 vehículos controlados por Policía Municipal un 0,9% cometieron una infracción: 187 por distracciones al volantes;64 en pasos de peatones, 61 por parte de conductores de bicicletas y 49 vinculadas al cinturón de seguridad.