Voces optimistas y viejas canciones

Un grupo de 300 asociados de arkupeak cantan y disfrutan en el segundo Euskal kantu eguna que tuvo lugar ayer en Dantxarinea

Reportaje de Lander Santamaría Fotografía Juan Mari Ondikol

Viernes, 28 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:09h

Los socios de Arkupeak abarrotaron el salón de Benta Biok, en Dantxarinea.

Los socios de Arkupeak abarrotaron el salón de Benta Biok, en Dantxarinea.

Galería Noticia

Los socios de Arkupeak abarrotaron el salón de Benta Biok, en Dantxarinea.El típico zortziko interpretado por Joxe Anjel levantó a todos de sus asientos.

el masivo y entusiasta Agur Jaunak, el canto de saludo y de honor a los asistentes, acogió y despidió ayer a los 300 socios de Arkupeak que se desplazaron para participar en Euskal Kantu Eguna, el festejo dedicado al cancionero popular euskaldun, que les llevó hasta Dantxarinea, en la muga de Navarra con Laburdi. La asociación de jubilados y pensionistas, con diferencia una de las más activas de Navarra, programaba la jornada por segundo año consecutivo, con igual éxito y a la vista de la fenomenal acogida de la primera edición.

La expedición, a su llegada, se dedicó a visitar las nuevas ventas del amplio complejo comercial y uno de los puntos con mayor capacidad de oferta de trabajo de la comarca. Luego, la Benta Biok acogió a todos los asistentes que una vez más demostraron que la afición y el gusto por los cantos tradicionales sigue muy viva, y que gozan de un apetito envidiable.

El menú fue de auténtico día de fiesta: fritos variados, jamón serrano, ensalada templada de gulas, merluza a la plancha con salsa Oihana, cordero asado con guarnición de patatas panadera, pastel vasco con helado de vainilla y chocolate caliente, bebidas de acompañamiento y cierre, y cava para animar a cantar. Se distribuyó entre los asistentes un libro de canciones que editó la asociación.

Y con el acompañamiento del popularísimo akordeolari Joxe Anjel Elizalde se inició el concierto, en el que se interpretaron composiciones antiguas como Agur Xiberoa, el Zorionakdel muy recordado Kaxiano dedicado a quienes cumplían años. Y más recientes, como es el caso de Xalbadorren Heriotzean, del cantautor Xabier Lete, dedicada al llorado bertsolari Fernando Aire (Xalbador) de Urepel y con toda probabilidad uno de los cantos imprescindibles en cualquier acontecimiento popular que tenga lugar en Euskal Herria.

Tras los cantos comenzó el bailongo, amenizado por el grupo Guateke, seis músicos de los que cinco forman parte de la asociación, que levantó a todos de sus asientos para interpretar el típico Zortziko, la clásica Aitorren Hizkuntz Zaharra y otras melodías. Se bailó con alegría y entusiasmo, y un ánimo y envidiable agilidad, hasta el atardecer cuando llegó la despedida y el regreso a casa después de una preciosa jornada.

arkupeak viveLa asociación, con 2.637 socios de un total de 43 pueblos del Bidasoa, Xareta y Leitzaran, desarrolla una labor incansable. Presidida por José Luis Legarra, ha sido distinguida como “la mejor” por su intensa actividad de todo tipo, variados cursos de formación, de ocio y excursiones y que mantienen activos a sus integrantes, y este año con viaje en ferry por el Mediterráneo.