En libertad provisional y expulsado de Sevilla

sentencia al bético que agredió a un hombre en bilbao se le impone una orden de alejamiento

Jueves, 4 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:08h

El agresor, a la salida del juzgado, junto a su madre.

El agresor, a la salida del juzgado, junto a su madre. (Foto: Raul Caro)

Galería Noticia

El agresor, a la salida del juzgado, junto a su madre.

madrid- La juez de guardia dejó ayer en libertad provisional a Manuel H.P., de 28 años, seguidor del Betis acusado de agredir a un hombre en una terraza de la plaza Nueva de Bilbao, y que no podrá estar en Sevilla porque cuenta con una medida cautelar de no acercarse a la ciudad, tras una agresión homófoba anterior.

El seguidor bético está acusado de un delito de incitación al odio, agravado por su difusión en redes sociales, y fue detenido ayer en Benacazón, su localidad natal y donde vive.

Tras ser apresado, pasó a disposición judicial y quedó en libertad provisional con medidas cautelares, entre ellas la obligación de comparecer los días 1 y 15 de cada mes en el Juzgado de Instrucción 9 de Bilbao, que instruye el caso tras la agresión, producida el 27 el abril.

La juez de Instrucción 3 de Sevilla, Patricia Fernández, también le prohíbe participar en redes sociales y fuentes abiertas, según informó el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía.

El acusado cuenta en este momento con dos antecedentes penales con condena firme, uno por un delito contra la seguridad vial y otro por lesiones, según el TSJA.

La madre del seguidor del Betis, Teresa P., explicó a los periodistas que su hijo es un “niño muy bueno” y deportista, que grabó la “palmetada” en la plaza Nueva de Bilbao como respuesta a unas amenazas que, según dijo, le hicieron antes una quincena de personas con cadenas y palos.

“No entiendo el ensañamiento con todas las de la ley” hacia mi hijo, lamentó la mujer a las puertas del juzgado de guardia.

La abogada del aficionado bético, Alicia Suárez, explicó a los medios que su cliente sabe que actuó mal y que se dirigió al hombre sentado en una terraza de Bilbao porque le reconoció como uno de los que le había amenazado antes.

Fuentes policiales, por su parte, dijeron que el detenido tiene 27 antecedentes por diversos delitos como homicidio, lesiones, atentado y extorsión. - Efe