Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Un hombre de 43 años mata a su hijo de 11 en A Coruña durante el régimen de visitas

La madre había denunciado su desaparición tras no serle devuelto el menor

Miércoles, 10 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:06h

La Policía detiene al padre del menor hallado muerto.

La Policía detiene al padre del menor hallado muerto. (Foto: Efe)

Galería Noticia

La Policía detiene al padre del menor hallado muerto.

pamplona- La Policía Nacional detuvo al padre de un niño de 11 años de A Coruña al que presuntamente mató de un golpe en la cabeza y que fue hallado muerto el lunes por la noche en un monte del municipio cercano de Oza-Cesuras.

La madre del menor denunció su desaparición el domingo por la noche en la comisaría de Lonzas, después de que su expareja y padre del niño, de 43 años, se lo llevara para pasar el fin de semana y no lo devolviera a la hora convenida. La Policía Nacional inició entonces el procedimiento para encontrarlo y localizó al padre en un hostal del barrio coruñés de Labañou, donde ayer por la mañana participó en la reconstrucción de los hechos con agentes de policía.

El menor fue encontrado muerto a última hora del lunes en una zona arbolada del lugar de A Barra, en la parroquia de Rodeiro de Oza, donde se procedió al levantamiento del cadáver, que fue trasladado al Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña para realizarle la autopsia. Fuentes de la investigación detallaron que el niño recibió un golpe en la cabeza con un objeto contundente.

La concejala de Igualdad y Diversidad del Ayuntamiento de A Coruña, Rocío Fraga, lamentó el “hecho dramático” de la muerte de este niño de once años en un “caso claro de violencia machista” por la que “algunos padres utilizan a los niños para atacar a las madres”.

“Todo apunta a un crimen de violencia machista”, aseguró Fraga durante una rueda de prensa ayer por la mañana.

La investigación continúa abierta para esclarecer lo ocurrido y por el momento el padre del pequeño está arrestado en la comisaría de Lonzas a la espera de pasar a disposición judicial, precisaron fuentes judiciales.

La madre del niño presentó dos denuncias contra su expareja y padre del menor, la primera en 2008 que finalizó con una sentencia condenatoria por un delito de coacciones, mientras que la segunda se interpuso en 2013 por amenazas a través de las redes sociales, pero fue sobreseída al no ser posible acreditar quién fue el autor de los hechos denunciados.

El Juzgado de Instrucción número 7 de A Coruña, en funciones de guardia cuando la madre del menor presentó la denuncia de la desaparición, se encargó de las diligencias que se consideran urgentes y se decretó el secreto de las actuaciones.

inspecciónAgentes de la Policía Nacional inspeccionan desde la madrugada del lunes el lugar donde fue hallado muerto el niño en Oza-Cesuras.

El alcalde de esta localidad, Pablo González Cacheiro, asistió también a las tareas de rastreo y búsqueda de pruebas de este caso por parte de cinco policías, y trasladó la consternación que vive este municipio coruñés, donde el padre del niño tiene familia y de donde es originaria su madre. “Conozco a la familia y estoy aquí con ellos”, indicó el alcalde, que lamentó profundamente lo ocurrido. “Es una pena todo, la gente está mal”.

El pequeño era alumno del colegio San Francisco Javier de A Coruña, donde su madre trabaja actualmente como conserje. Anteriormente desempeñó varias funciones en el ayuntamiento coruñés, donde es muy conocida y querida. - D.N.

la cifra

5

En lo que va de año, ya han sido cinco los niños asesinados a manos de sus padres o de las parejas de sus madres.

claves

Dos días de luto. El Ayuntamiento de A Coruña y de Oza decretaron dos días de luto oficial tras la muerte del pequeño y convoca hoy al mediodía un minuto de silencio en el Palacio de María Pita.

el detenido

Orden de alejamiento hasta 2013

Electricista con familia en Oza. El detenido es un vecino del barrio coruñés de Labañou identificado con las iniciales M. J. M. M. Es electricista, pero en estos momentos no ejerce, se encuentra sin trabajo. Según el alcalde de Oza, Pablo González tiene familia en el municipio, donde viven sus tíos y de donde es originaria su madre. Tras la denuncia puesta por la madre del menor en 2008, el juez le interpuso una orden de alejamiento que cumplió hasta 2013. El arrestado sufría esquizofrenia y llevaba separado de su mujer desde 2010. “Algo habrá porque matar a un hijo... Algo tiene que haber fijo”, añadió González.