Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Luto en las carreteras navarras con tres ciclistas muertos, uno de ellos atropellado en Erice de Iza

Dos cicloturistas murieron por causas naturales por la mañana en Lodosa y Urbasa
La víctima del accidente es Miguel Gembero Ustárroz, vecino de Zizur de 55 años, casado y padre de dos hijos

Enrique Conde | Javier Bergasa - Domingo, 11 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:02h

Imagen del lugar en el que falleció el ciclista navarro Miguel Gembero Ustárroz.

Imagen del lugar en el que falleció el ciclista navarro Miguel Gembero Ustárroz. (JAVIER BERGASA)

Galería Noticia

Imagen del lugar en el que falleció el ciclista navarro Miguel Gembero Ustárroz.

pamplona- La maldita carretera volvió a vestir de luto la mañana de canícula que ayer abrasó Navarra. Fue solo seis días después de que otro ciclista en Estella muriera en un accidente de tráfico y con aquella sacudida todavía bien viva. Ayer, fueron tres los ciclistas fallecidos en distintos puntos de la Comunidad Foral, si bien dos de ellos, el lodosano José Carlos del Campo, que fue hallado en un camino rural de su localidad, y el vitoriano Alfonso Augusto Rodríguez Fernández, localizado en parada cardiorespiratoria en la subida a Urbasa desde Olazti, ambos de 56 años, lo fueron en principio por causas naturales, que podrían estar relacionadas con posibles episodios cardíacos o similares. El tercer fallecimiento ciclista ocurrió en un siniestro de tráfico en Erice de Iza, a 17 kilómetros de Pamplona, en el que el deportista, Miguel Gembero, fue golpeado por un turismo.

Aquello de que siempre nos dejan los mejores también se cumple en la semblanza que todos los que le conocen trazan de Miguel Gembero Ustárroz, vecino de Zizur de 55 años, casado y padre de dos hijos, Daniel y Pedro, el hombre que perdió ayer la vida en un accidente cuando circulaba con su bicicleta de montaña por el arcén de la antigua carretera a Vitoria (N-240-A), invadió un poco la calzada en un mal gesto y fue arrollado en ese momento por el conductor de un Volkswagen Passat que no pudo esquivar el impacto. En el lugar del accidente, que es una recta, no había marcas de frenada que indicaran que el conductor pudo percatarse de la maniobra del ciclista. Le golpeó con la aleta delantera derecha y con la rueda del mismo lado y nada se pudo hacer por la vida de Gembero, un hombre activo, jovial, al que le gustaba la bici y la montaña, y que ayer había salido a realizar una pista con un amigo, que resultó ileso en el accidente. El conductor del vehículo implicado, un pamplonés de 44 años, que circulaba en el mismo sentido que los dos ciclistas, tampoco sufrió heridas, igual que la menor de 7 años que le acompañaba. A falta de una investigación más profunda, según los primeros datos que maneja la Policía Foral, que se encargó de atender la colisión y de confeccionar el atestado, la principal hipótesis que se maneja es que el accidente ocurrió después de que el ciclista perdiera el equilibrio de su bicicleta, desviara su trayectoria e invadiera la calzada sin que el turismo pudiera evitar el impacto. A raíz de la información que se dispone, el conductor no ha resultado imputado. Arrojó resultado negativo en las pruebas de alcohol y drogas a las que fue sometido.

otro ciclista herido en ArceAdemás de estas tres muertes, dos de ellas, las de Lodosa y Olazti, consideradas muertes judiciales a efectos legales a la espera de que la autopsia pueda aclarar las causas, otro ciclista se vio ayer envuelto en otro accidente en las carreteras navarras. Fue un varón que resultó herido a primera hora, a las 9.53 horas, al sufrir una caída en la NA-2040 (carretera de Oroz-Betelu a Garralda), en el término de Arce. SOS Navarra movilizó hasta el lugar a una patrulla de Seguridad Vial de la Policía Foral que realiza las diligencias por daños y lesiones. El herido fue trasladado al hospital y su estado no era en principio muy grave.