Ainhoa Arteta protagoniza en Nápoles la ópera ‘Manon Lescaut’. Raphael: “Disfruto más los conciertos para las masas”

A sus 74 años, el cantante vuelve a una gira de grandes conciertos que le llevará el 6 de julio a Madrid

Viernes, 16 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:02h

madrid- A sus 74 años, Raphael está otra vez de gira a lo grande, pocos días después de pisar por segunda vez en menos de un año el majestuoso Teatro Real o de debutar el pasado mes de noviembre en la recoleta y roquera sala madrileña Joy Eslava. “Me gustan los teatros y el de La Zarzuela siempre será mi teatro porque fue el primero donde actué, pero yo disfruto más los conciertos para las masas porque tengo más sitio en el escenario y la vista alcanza más lejos”, afirma a Efe el único español con un disco de uranio por sus ventas totales (más de 50 millones de copias) de un sinfín de álbumes que ni él puede calcular ya. Añade que a esos espectáculos colosales les cogió el gusto desde que en 1967 pisara las tablas del mítico Madison Square Garden de Nueva York, con el aforo a reventar. “El público es más variopinto y puedes ver a gente más y menos pasota, a seguidores de toda la vida y a gente joven...”, explica el intérprete.

Para acercarse a la forma en que las nuevas generaciones se dicen y cantan “te quiero”, Raphael acudió a compositores como Bunbury, Iván Ferreiro, Vega o Dani Martín que nutrieron de temas inéditos su álbumInfinitos bailes (2016), el que motiva su actual gira, que recalará el 6 de julio en el WiZink Center de Madrid (antiguo Palacio de Deportes). - Efe

las claves

La soprano guipuzcoana afirma que “la historia se repite”, ahora con la inmigración a Europa

roma- La soprano Ainhoa Arteta protagoniza en Italia la ópera Manon Lescaut, de Giacomo Puccini, aunque ambientada esta vez en la isla de Ellis, puerta a Nueva York para millones de inmigrantes el pasado siglo. Arteta (Tolosa, 1964) se encuentra en Nápoles para participar en Manon Lescaut, una producción que se estrenó ayer y en la que da voz a la protagonista, papel que alterna con la uruguaya María José Siri. La intérprete guipuzcoana explica en conversación telefónica a Efe que esta obra, pese a haber sido escrita hace más de un siglo, ilustra los problemas y los bretes de la sociedad actual, como el fenómeno migratorio o el machismo.

La obra transcurre en la isla de Ellis, por la que se estima que entre 1892 y 1924 entraron en Nueva York más de quince millones de inmigrantes, muchos de ellos italianos. “Ahora (lo que representaba la isla de Ellis) existe en Alemania, en España, en Italia, en muchos de los cayucos y en las pateras en los que llegan tantos refugiados con todo perdido”, señala la soprano. En su opinión, “la ópera siempre está basada en historias de la vida real y la vida real, por suerte o por desgracia, se repite”. “En aquel momento, los inmigrantes buscaban un nuevo mundo como América y ahora buscan en Europa otros mundos, un refugio y un futuro mejor para ellos y sus hijos”, subraya. - Efe

Últimas Noticias Multimedia