Colectivos, vecinos y autoridades se vuelcan por esta causa social

La PAH, con el apoyo de Gobierno y municipios, trata de negociar con Bankia, dueña del piso

Sábado, 24 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:02h

Asistentes a la concentración convocada ayer ante el piso de Mounira para evitar su desahucio.

Asistentes a la concentración convocada ayer ante el piso de Mounira para evitar su desahucio. (PAH)

Galería Noticia

Asistentes a la concentración convocada ayer ante el piso de Mounira para evitar su desahucio.

Pamplona- La Plataforma de Afectados por las Hipotecas (PAH) consiguió ayer aplazar el desahucio de una mujer y sus hijas residentes en la Rochapea, lo que les permitirá “ganar dos meses para negociar” con Bankia, propietaria del piso.

Decenas de ciudadanos y autoridades, como Ainhoa Aznárez, presidenta del Parlamento, o el alcalde de Pamplona, Joseba Asirón, asistieron ayer a la concentración.

Mounira, la mujer que estuvo a punto del desahucio, ha estado este último año residiendo en esta vivienda, que encontró vacía ya que Bankia la tiene abandonada. Según la PAH, estaba “plagada de nidos de palomas” y Mounira, junto a miembros de la PAH, vecinos y ciudadanos, la rehabilitó. Además, intentó también formalizar un contrato de alquiler social con Bankia acorde a sus ingresos, para pagar por su estancia en la vivienda. El resultado siempre fue negativo.

Finalmente, Bankia formuló una denuncia penal contra Mounira por ocupación de vivienda. Después de un periplo judicial, el juez decidió que aunque la Ley no le permite regular su situación -todavía no tiene contrato-, no acepta los argumentos de Bankia y da a Mounira dos meses para solucionar su situación. La PAH afirmó que “ahora toca seguir peleando porque Bankia insiste en echar a la calle a Mounira y sus niñas”. - A.M.F.