Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El cuatripartito no se cree la apuesta del PSN por la izquierda

Los socialistas navarros, también con Sánchez al mando, rechazaron en 2015 adherirse al cambio

Martes, 27 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:02h

pamplona- Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e I-E, las cuatro formaciones que sustentan el Gobierno de Navarra, valoraron ayer con escepticismo la posibilidad de un cambio en los posicionamientos del PSN tras el regreso de Pedro Sánchez a la secretaría general del PSOE.

Principalmente, porque los socialistas navarros, con Sánchez como cabeza del partido a nivel estatal, tuvieron la oportunidad de sumarse al Gobierno del cambio en julio de 2015 y alcanzar así los 33 escaños, dejando en la oposición tan solo a UPN y al PPN. Sin embargo, el PSN declinó la invitación de los socios que componen el Ejecutivo foral y decidió sumarse a regionalistas y populares, por lo que desde el cuatripartito no albergan esperanzas de presenciar un viraje a la izquierda del PSN que pueda permitir, de alguna manera, continuar con el cambio en las elecciones forales de 2019. Más bien al contrario;en las declaraciones de los portavoces de los grupos que sustentan al actual Ejecutivo volvieron a sonar los viejos vetos de Ferraz, que al menos en dos ocasiones en la historia política más reciente de Navarra han frustrado un cambio.

Así, el portavoz de Geroa Bai, Koldo Martínez, subrayó que le gustaría que “ese cambio que está teniendo a nivel del Estado el PSOE se dé también en la Comunidad Foral, “deje a un lado esa querencia por las políticas conservadoras de UPN” y se sume “a las fuerzas del cambio”. “Esperamos que se abra una nueva etapa en el PSN pero su actuación no nos lleva a tener ninguna fe”, confesó.

Por su parte, el portavoz de EH Bildu, Adolfo Araiz, no valoró la opción de sumar al PSN al cambio, y manifestó que “el PSN no fue precisamente un agente del cambio”, y que si se produjo el cambio “fue a pesar del PSN”, porque “ni estaba ni se les esperaba”. “Los hechos van poniendo de manifiesto que el PSN en todas las ocasiones que tiene para modificar sus postulados de adhesión al régimen no lo ha hecho. Seguimos apostando por dar continuidad a este modelo de cambio político y social, pero no contemplamos ni un escenario de cambio en el que esté liderando ni en el que esté apoyando el PSN”, determinó.

En sintonía con lo expuesto por Araiz, el coportavoz de Podemos Carlos Couso señaló que, de momento, los socialistas no tienen hueco dentro de las formaciones del cambio. “La realidad es que la dinámica parlamentaria del PSN, las iniciativas que presenta y el sentido de los votos nos hablan de que en este momento el PSN estaría lejos de tener un encaje en el acuerdo programático”, aseguró. Para que se produjese este encaje, Couso señaló que “tendrían que cambiar algunas cosas”, pero no dijeron que “ese encaje no sea deseable”, pero el PSN “tiene que demostrar que ha olvidado sus prácticas del antiguo régimen”.

Finalmente, el portavoz de Izquierda-Ezkerra, José Miguel Nuin, lamentó que el discurso del PSN sea “el mismo de siempre”. “Yo no vi un nuevo PSN en Navarra, no cierra la puerta a un acuerdo con UPN para la próxima legislatura. Que nadie se despiste, votar en 2019 al PSN seguirá siendo asumir el riesgo de que gobierne UPN”, advirtió. Nuin se mostró crítico con los socialistas y apuntó que desde I-E no ven “diferencias entre el discurso de un anterior PSN y el supuesto nuevo PSN que se presenta ahora”.

“nada nuevo”No obstante, la secretaria general del los socialistas navarros, María Chivite, insistió en que “en el PSN no hay nada nuevo”. “Apostábamos por gobiernos de izquierdas y progresistas, y allí donde hemos podido hacerlo lo hemos hecho”, estimó. Además, sostuvo que duda que “IU siga existiendo en las próximas elecciones” y sugirió que “estará subsumido por Podemos”.

Desde la oposición, tanto regionalistas como populares presionaron al PSN para que siga manteniendo la postura que ha tenido hasta ahora en la Comunidad Foral, a sabiendas de que el PSN podría ser el principal valedor de un hipotético futuro Gobierno de UPN. De esta manera, el presidente de la formación regionalista, Javier Esparza, planteó que “en Navarra hay dos opciones, o un Gobierno en torno a UPN o un Ejecutivo nacionalista”. “Los navarros que no quieran un Gobierno nacionalista votarán a UPN, eso es lo que los ciudadanos saben de sobra tras ver las obsesiones del Ejecutivo de Barkos”, indicó. “Con Geroa Bai no tenemos nada que ver, ellos quieren que Navarra deje de ser Navarra y sea Euskadi, y nosotros queremos que esta tierra siga siendo lo que es”, puntualizó sobre la posibilidad de un Gobierno formado por UPN, PSN y Geroa Bai, y declaró que un acuerdo de ese tipo es “ciencia ficción”.

En esta misma línea, el parlamentario del PPN Javier García afirmó que “el PSN tiene dos alternativas, mantener las políticas actuales en cuanto a la ansiada anexión al País Vasco e imposición del euskera, o una alternativa de Gobierno en la que las fuerzas constitucionales garanticen el interés general de los ciudadanos”. - U.Y.H.

Últimas Noticias Multimedia