PP considera que la Ley de Memoria “no es de aplicación” en el barrio de Lourdes

Creen que solo un juez puede dictaminar su cumplimiento, pero no recurrirán la decisión

Jueves, 29 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:02h

tudela- El partido Popular de Navarra considera que la Ley de Memoria Histórica “no es de aplicación en el caso del barrio de Lourdes” porque se basa en el informe de la comisión creada por el Parlamento que “es una opinión tan válida como la nuestra y no es vinculante”. Así se expresaron ayer los concejales populares del Ayuntamiento de Tudela, José Suárez e Irene Royo, que repitieron ideas como que “si se quitan los nombre propios y se dejan los apellidos dejarían de ser símbolos” o que “eran personas anónimas sin vinculación con el régimen y lucharon en ocasiones por obligación”, pese a que el carácter de símbolo lo tienen porque en bloque, y no individualmente, sirvieron para exaltar el régimen de la Dictadura de Franco.

Suárez aseveró que “si no tienen simbolismo como pensamos, la ley no es de aplicación y eso es una opinión tan válida como la contraria. Se pueden mantener las calles sin incumplir la ley. El cumplimiento de la ley, en este caso, es discutible”, concluyó. En este sentido añadió que la Calle Manresa se ha decidido retirarla como símbolo (la localidad catalana fue tomada por requetés tudelanos) e indicó que sólo a dos personas se les relaciona con el régimen (Marsal Moracho y Clemos Burgaleta), “los demás eran anónimos”. Por este motivo, el grupo municipal popular aseguró que “la duda que existe sobre si es de cumplimiento o no” solo se puede aclarar con una decisión judicial, si bien señalaron que PPN no va a acudir de ninguna manera a los tribunales para denunciar el cambio de calles. “No nos hemos planteado ir a los juzgados”, aseveró Royo.

“El criterio de la comisión es una opinión, tan válida como la nuestra”

josé suárez

Concejal de PPN

José Suárez acusó al equipo de gobierno de tratar de incumplir la ley porque “cuando en 2016 se propusieron cambiar los nombres de calles del barrio de Lourdes no había todavía un registro de símbolos”.

En opinión de este grupo municipal, “la sociedad española después de cuatro generaciones tenemos este tema mucho más superado que lo que quieren mostrar algunos extremismos. No nos podemos dejar guiar por una minoría y hay que buscar consensos mayoritarios”.

En la rueda de prensa los populares apuntaron que “se ha dejado hablar a los vecinos pero no se les ha escuchado”, y señalaron que en las reuniones los vecinos estaban “presionados” por la presencia de medios de comunicación. “Van a ser muchos más los trastornos que los beneficios por el cambio de nombres de calles”, concluyó. - F. Pérez-Nievas

Últimas Noticias Multimedia