ILUSIONANTE próxima TEMPORADA EN AUTONÓMICA

Dos copas y un ascenso para el Beti de Iñaki Díaz

FÚTBOL | REGIONAL eL CONJUNTO DE CÁSEDA HA LOGRADO FIRMAR DOS AÑOS HISTÓRICOS PARA EL CLUB Y el próximo curso AFRONTArá UNA ILUSIONANTE TEMPORADA EN AUTONÓMICA

Jon Maiza - Martes, 4 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:02h

Iñaki Diaz, con las dos copas IMQ conquistadas con el Beti Casedano.

Iñaki Diaz, con las dos copas IMQ conquistadas con el Beti Casedano.

Galería Noticia

Iñaki Diaz, con las dos copas IMQ conquistadas con el Beti Casedano.

pamplona- El Beti Casedano lleva dos años de dulce. De la mano de Iñaki Diaz el conjunto navarro ha conseguidos dos copas IMQ y un ascenso a Autonómica en las dos últimas campañas, algo histórico para el club de la merindad de Sangüesa. “El hambre y la unión de este equipo es lo que nos ha hecho conseguir estas cosas, los chavales van todos a uno”, reconoce el entrenador.

Hace dos años, Iñaki Diaz dejó el Liga Nacional de la Txantrea para embarcarse en una nueva aventura. Nunca antes había entrenado en una categoría superior a la juvenil y su llegada a Cáseda supuso todo un reto. “Lo cierto es que me encontré con un auténtico equipazo, había jugadores que estaban muy por encima de la categoría”, apunta el entrenador de 35 años.

un primer año complicadoLa primera campaña de Iñaki Diaz al mando del Beti Casedano no fue nada fácil. El equipo no pudo disponer del campo de Cáseda ni para entrenar ni para jugar y tuvo que disputar la mayoría de sus partidos en Amigó. “Somos muy fuertes en casa, con nuestro campo y nuestra gente. La primera temporada estuvo llena de dificultades, los aficionados tenían que desplazarse hasta Pamplona para vernos y nos costó hacernos al campo”, apunta Iñaki Diaz.

Todo ello hizo que pese a tener muy buenos jugadores el equipo tuviese que luchar por mantenerse en la categoría de Preferente, lo que finalmente consiguió y con ello llegó el premio de la primera Copa IMQ. “Tras una temporada complicada, ganar la copa en Mendigorría fue un premio a un año duro, los jugadores se lo merecían”, señala el ex entrenador del Izarra de Liga Nacional.

La segunda temporada en el Beti Casedano daba a Iñaki Diaz la oportunidad de volver a empezar de nuevo. Con la confianza de haber ganado una copa, tener el campo en buenas condiciones y conocer bien a sus jugadores, el reto estaba sobre la mesa. “Sabía que podíamos hacer un buen año, en Liga es objetivo de ascender a Autonómica estaba muy marcado y en Copa éramos conscientes de que podíamos competir con cualquiera, fuera quien fuera el rival”, destaca el míster del Beti Casedano.

el dobleteLa segunda temporada de Iñaki Diaz en el Beti Casedano ha sido la que ha consagrado a su equipo como uno de los conjuntos revelación del fútbol regional navarro. Tras una gran temporada en la competición doméstica, el Beti Casedano logró ascender a Autonómica tras eliminar al Ondalan en un duelo en el que los rojillos perdieron el primer partido por 2-1, pero remontaron la eliminatoria en casa con un contundente 4-0. “El primer partido no fue como yo esperaba y nos ganaron, pero en el choque de vuelta en Cáseda lo hicimos muy bien y logramos el ascenso”, admite Iñaki Diaz.

Tras lograr uno de los principales objetivos de la temporada, la final de la Copa IMQ en Falces ante la Peña Azagresa era una oportunidad única para poner el broche a la temporada. “Me quedé impresionado con nuestra afición, estuvieron animándonos todo el partido, alentando al equipo, fue algo que no había vivido nunca”, apunta el entrenador.

Casualidad del destino o no, Iñaki Diaz le ganó la final a su amigo Álvaro Meoqui, técnico del equipo de Azagra. “Es un gran amigo mío desde hace tiempo y gracias a él llegué a entrenar al Beti Casedano, después del partido nos dimos un abrazo”, recuerda el técnico, tras vivir una apasionante final, que su equipo conquistó tras imponerse a su rival por un trabajado 3-2.

el reto de autonómicaLa temporada que viene el Beti Casedano será uno de los equipos a batir en Autonómica. Los éxitos del conjunto de Casedano no han pasado desapercibidos en el fútbol regional navarro y su técnico es consciente de ello. “Sabemos que los rivales nos van a tener muchas ganas, nuestro objetivo será hacernos a la categoría y competir de la mejor forma posible, sobre todo tengo mucha seguridad porque en Cáseda somos un equipo difícil de batir”, apunta Iñaki Diaz.

Con la confianza de sus jugadores, la temporada 2017-18 será un gran reto para el Beti. “Los jugadores tienen hambre y van todos a una, las sensaciones que tengo son muy positivas y esperamos seguir haciendo cosas importantes”, concluye el preparador del Beti Casedano.