Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

Alcohol: cinco razones para una campaña de salud pública

El departamento de salud reitera las claves y los contenidos de su acción para evitar los efectos negativos de la bebida

Un reportaje de Diario de. Noticias. Fotografía Javier Bergasa - Martes, 4 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:01h

María José Pérez Jarauta, el consejero Fernando Domínguez y Marga Echauri, durante la presentación oficial de la campaña.

María José Pérez Jarauta, el consejero Fernando Domínguez y Marga Echauri, durante la presentación oficial de la campaña.

Galería Noticia

María José Pérez Jarauta, el consejero Fernando Domínguez y Marga Echauri, durante la presentación oficial de la campaña.

A ante la polémica creada con algunos productores, desde el departamento de Salud insisten en las claves de una campaña pensada en favor de la salud pública, alineada -por otra parte- con los llamamientos al consumo responsable que aseguran defender también estos mismos sectores que cuestionan la forma de la iniciativa. La técnica de promoción de la Salud del Departamento, Raquel González, desgrana aquí las razones. El debate social está abierto...

el detonante

Un consumo preocupante

Uno de cada cuatro navarros ha realizado un “atracón” de alcohol

“El consumo de alcohol en Navarra es preocupante, tanto en personas adultas como adolescentes. Se ha normalizado la presencia y el consumo de alcohol, con un 97,6% que lo han probado alguna vez y el 75,5% en los últimos 30 días (Encuesta EDADES 2015 del Observatorio español de la droga y las toxicomanías, de 15 a 64 años). Además, en nuestra comunidad en el último mes, un 25,2% de la población entre 15 y 64 años ha hecho bingedrinking o consumo en atracón, y un 14,2% se ha emborrachado. Respecto a otras comunidades autónomas, en el consumo intensivo episódico en la Encuesta europea de 2014 se observan diferencias entre CCAA: destacan Navarra y Extremadura con más del 17% respecto a la media nacional que es del 9,1%. En cuanto a la población de 14 a 18 años (Encuesta ESTUDES de 2014 de la misma fuente) el 72,7% habían consumido alcohol en los últimos 30 días, frente al 68% de la media estatal, y también es mayor el porcentaje de quienes se han emborrachado en ese mismo periodo”.

Un objetivo

Sensibilización

Los daños de beber en exceso son objetivos, las percepciones subjetivas

“A través de esta campaña, desde el Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra se plantea mejorar la salud de la población navarra, con un doble objetivo, social y personal, relacionado con el consumo de riesgo de alcohol: en primer lugar, reducir la tolerancia social frente al consumo de riesgo de alcohol y proponer un debate social sobre el tema. Y, en segundo lugar, conocer los consumos de riesgo para la salud y sus consecuencias, y animar a plantearse límites. En este sentido, no podemos olvidar que un 76% de las personas que beben de más creen que toman una cantidad normal de alcohol. El uso y abuso de alcohol dependen, en parte, de la percepción individual del riesgo y los beneficios asociados a su consumo, y esta, a su vez, está muy relacionada con la percepción social de los mismos. En una sociedad donde el consumo del alcohol está tan normalizado, la percepción del riesgo se reduce significativamente frente al resto de sustancias, provocando que aumente el número de personas y la cantidad que consumen. Todo ello influye de manera clara en el consumo en menores”.

los riesgos

Problemas de salud reales

“Las personas se la juegan con un consumo intensivo y no lo saben”

“El consumo de riesgo de alcohol tiene importantes consecuencias para la salud, tanto el intensivo como el continuado. Es importante recalcar que en un consumo intensivo la persona no es consciente de que se la juega. Cuando se consume en exceso en un tiempo corto pueden aparecer efectos “agudos”: conductas imprudentes que pueden derivar en accidentes, atropellos, caídas, peleas, embarazos no deseados… En cuanto al consumo de riesgo continuado, el Ministerio de Sanidad, Servicios sociales e igualdad en la Estrategia de prevención y promoción de salud como abordaje de la cronicidad en el Sistema nacional de salud, incluye los 6 factores de riesgo más relacionados con las enfermedades crónicas en nuestro país, siendo uno de ellos el alcohol. En ella se describen los llamados efectos crónicos del mismo ya que el alcohol se relaciona con más de 60 enfermedades físicas y mentales, como algunos cánceres, cirrosis hepática y accidentes cerebrovasculares;también es una importante causa de mortalidad y de costes”.

los anuncios

Todas las bebidas

“No está centrada en el vino o la cerveza, una opción mejor que las destiladas”

”La campaña no se centra ni mucho menos en el vino. De hecho, la campaña tiene cuatro imágenes gráficas con diferentes tipos de bebidas. En los Medios impresos, de las 8 imágenes/anuncio publicadas en esta fase de la Campaña, sólo 1 es de vino. En ella, se diferencia claramente entre bebidas de alta graduación y bebidas de baja graduación en el Folleto (45.000 ejemplares), y el vino es una de 8 imágenes de bebidas que aparecen para calcular el propio consumo en UBE (Unidades estándar de bebida). De hecho, en la presentación de la campaña, se detallaron una serie de recomendaciones para reducir el consumo y/o los daños asociados al alcohol, entre las que destaca optar mejor por bebidas fermentadas (cerveza o vino), que tienen menos alcohol (entre 5 y 15 grados) y se absorben más lentamente que las destiladas (peché, ginebra, licores, vodka, whisky, ron…) que pueden tener entre 17 y 90 grados de alcohol…”

La finalidad

Debate y conciencia

Evitar la normalización, fomentar un consumo responsable y reducido

Lo mejor para la salud es consumir cuanto menos mejor, ya que, a mayor dosis de alcohol, mayor riesgo ya que tiene un efecto dosis/respuesta. Reducir su consumo o evitarlo aporta beneficios para la salud.

En nuestra sociedad se bebe para celebrar, relacionarse, por placer, reducir la tristeza o el estrés. Estos efectos “buscados”, con cantidades moderadas, pueden convertirse en consumos de alto riesgo con importantes consecuencias si no se diferencian consumos moderados de excesivos, con límites y sin límites, responsables e irresponsables. En definitiva, hemos propuesto una campaña que invita a reflexionar sobre la normalización social del consumo de alcohol ya que, si bien, como se afirma en un comunicado de la Sociedad Española de Epidemiología, es posible un consumo de alcohol sin consecuencias adversas para la salud, son muchas las circunstancias en las que incluso pequeñas cantidades de alcohol deberían ser evitadas y/o valoradas individualmente por su posible importante riesgo para la salud.

El debate abierto permite que visualicemos como sociedad lo difícil que es implementar soluciones culturales, sociales o económicamente aceptables. Como recoge U. Beck en su libro ‘La sociedad del riesgo’, la racionalidad científica no sirve de nada sin racionalidad social, pero la racionalidad social es ciega sin racionalidad científica. ¿Es posible encontrar soluciones al consumo de alcohol, tabaco y otras drogas a través de una racionalidad científica y social que remitan la una a la otra? No parece tarea fácil si pensamos cómo la racionalidad de científicos y productores compiten por su preeminencia”, afirman desde el Instituto de Salud Pública.

el fondo y las formas

La ‘dO Navarra’ se suma a las críticas

Comunicado. La Denominación de Origen Navarra defendió ayer el consumo de vino “moderado, responsable y regular”, tras la campaña lanzada por el departamento de Salud del Gobierno de Navarra Beber lo normal puede ser demasiado. La D.O. Navarra dice estar de acuerdo con en el contenido de la campaña, “porque beber más de lo aconsejado no aporta más ventajas, sino que provoca daños”, pero “no la manera de plasmarla, ya que se asocia el vino al exceso”, cuando a día de hoy, además, “el sector atraviesa un momento difícil, en el que el consumo de vino nacional es muy bajo”. La D.O. Navarra dice que comparte los beneficios de cualquier campaña que promueva la prevención del alcoholismo. Y destaca en este sentido que es socia de la Fundación para la Investigación del Vino y la Nutrición (FIVIN) y está involucrada en el programa internacionalWine In Moderation. El vino sólo se disfruta con moderación”, que trabaja para aumentar la concienciación y el conocimiento sobre el consumo responsable y moderado de vino.”.