A revisión la viabilidad del PSIS de Etxabakoitz

La oferta residencial, industrial y comercial es muy “alta”, destaca Nasuvinsa

Martes, 4 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:01h

PAMPLONA- La sociedad pública del Gobierno de Navarra Nasuvinsa propone modificar el PSIS o proyecto de la futura estación de Tren de Alta Velocidad (TAV) en Pamplona y del área de la actual estación, aunque condiciona cualquier avance en este tema al proyecto que finalmente se decida sobre el corredor ferroviario. El análisis de Nasuvinsa ha tenido en cuenta los aspectos relativos al PSIS y su reparcelación, la viabilidad de la ordenación vigente y las posibilidades y conveniencia de modificar la ordenación vigente y sus consecuencias, un informe que fue presentado el viernes al Consorcio de Alta Velocidad de la Comarca de Pamplona, formado por el Gobierno foral y los ayuntamientos de Pamplona, Zizur Mayor y Cendea de Cizur. En este sentido, el informe indica que la oferta de uso residencial, terciario comercial y no comercial que propone el PSIS es “muy alta”, teniendo en cuenta que propone la urbanización completa de todo el proyecto en una única unidad de actuación. Esta urbanización conllevaría unos gastos de financiación muy altos, ya que las expectativas de demanda residencial lo son a largo plazo (15 años). En el caso de la demanda terciaria, en la medida en que los ratios de superficie destinada a esos usos actualmente en el proyecto multiplican varias veces los ratios aconsejables para un área no central de la ciudad, además de los altos costes financieros, habría también unos altos costes no recuperables. Ante esta situación, NASUVINSA considera que es necesario modificar el PSIS para “hacer viable su desarrollo” y, en este sentido, propone, entre otros cambios, posibilitar la ejecución del PSIS por fases parciales, lo que también disminuiría los costes. En el caso de Pamplona, el Ayuntamiento ha conseguido adelantar los derribos de las fábricas Argal y Tallutntxe. - D.N.