Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Memoria del roble desde Etxarri Aranatz

El bosque enneco abre sus puertas este verano para difundir este proyecto que se realiza en auzolan, incluso con voluntariado internacional

Un reportaje de Nerea Mazkiaran - Viernes, 7 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:11h

Cartel que anuncia el bosque Enneco, a la entrada del parque.

Cartel que anuncia el bosque Enneco, a la entrada del parque.

Galería Noticia

  • Cartel que anuncia el bosque Enneco, a la entrada del parque.
  • Amaia Zabala y Oier Huizi en el castro vascón que se está construyendo.
  • Foto de familia del grupo de voluntariado internacional de este verano.

El bosque Enneco, el parque de la memoria de Vasconia-Reino de Navarra, que va tomando forma en un robledal de Etxarri Aranatz, abrirá sus puertas mañana con el objetivo de difundir y dar a conocer este proyecto. Permanecerá abierto hasta el 3 de septiembre, de martes a domingo, de 11.00 a 18.00 horas. La entrada será gratuita. Este parque, promovido por Nafarroa Bizirik a través de un gran auzolan, avanza poco a poco. Y es que las aportaciones económicas de empresas, instituciones y sobre todo de particulares, Enneco lagunak, son la otra clave del desarrollo de este proyecto.

“Hemos completado una fase y comenzamos otra. Sin prisa pero sin pausa según nuestras posibilidades”, señaló hace ahora un año Patxi Abasolo, presidente de Nafarroa Bizirik en la colocación de la primera piedra del edificio de acogida. Se trata de la puerta de entrada del parque, que ofrece un recorrido por el tiempo que arranca en la prehistoria y continúa en el medievo, con diferentes edificios dedicados al euskera, a la mujer, a la mitología y a las costumbres, entre otros. Lugar destacado ocupa el castro vascón, dónde ya se han colocado parte de las piedras y la torre medieval, cuya construcción será otro atractivo más del parque. Y es que los edificios se realizarán con herramientas y sistemas de épocas pasadas.

Precisamente, para informar de dónde estarán los edificios y sus características, se han puesto paneles en cuatro lenguas: euskera, español, francés e inglés, con ilustraciones del dibujante Martin Alzueta Martintxo, que hacen referencia a los distintos oficios y rincones que se construirán el parque, en torno a la mitología, el trabajo de los carboneros o la torre medieval, entre otros. Asimismo, se ha habilitado un lugar de la memoria del escultor y pintor Nestor Basterretxea. Y es que, en sus últimos años de vida, este artista fue un gran impulsor del proyecto. “En un panel se plasman sus palabras y también se hace referencia a la escultura Enneco que creó Basterretxea para ayudar con la financiación del Proyecto”.


NATURALEZAAdemás de ser un lugar para la historia, Enneco también ofrece la posibilidad de disfrutar de la naturaleza en un entorno privilegiado, entre las sierras de Aralar y Urbasa. Lo cierto es que tras casi cinco años de trabajo y muchas horas de trabajo que comenzaron con el desbroce del robledal, de unos 60.000 metros cuadrados, el lugar invita a pasear. Además, se ha añadido un recorrido naturalístico con 18 árboles y arbusto en las que se explican las funciones que tienen en el bosque, según explica Oier Huizi, biólogo de Etxarri que ha diseñado el recorrido.

Este último año también se ha trabajado en la difusión de este proyecto, con la presentación en varios pueblos y locales vecinales. “Hemos conseguido llegar a casi 200 Enneco Lagun” apunta Amaia Zabala, responsable de comunicación. Además, han recibido el apoyo económico de 24 ayuntamientos y también de la Diputación Foral de Gipuzkoa. Asimismo, han recibido el apoyo económico de empresas como Antza Inprenta, Sakana Cooperativa, el Camping de Etxarri, Alfasoluciones o Lacturale entre otras. Han contado también con la colaboración de la Fundación Orreaga, la Fundación Euskokultur, el sindicato LAB, Etxe Beltza Elkartea, Sortzen Eskola Publikoen Elkartea y Nafarroako Ikastolen Elkartea.


VOLUNTARIADO internacional El auzolan es la clave de este proyecto, trabajo comunitario en el que participan 6-7 personas de forma habitual y otros muchos cuando se realizan llamamientos. También voluntariado internacional. Tras la experiencia del pasado año valorada como “muy positiva”, este año han vuelto a Etxarri Aranatz jóvenes voluntarios de la ONG DeAmicitia a trabajar en Enneco. El campamento de trabajo comenzó el lunes y finalizará el 17 de julio. Participan 17 jóvenes de distintos países como Francia, Alemania, Italia, Serbia, Estonia, Ucrania y México.

Por la mañana se encargan de ciertos trabajos del bosque y, en su tiempo libre, tienen la oportunidad de disfrutar de los montes de Sakana, así como de los Sanfermines y de San Sebastián. Al igual que el año pasado, el Ayuntamiento de Etxarri Aranatz les cede el edificio de la antigua ikastola.

Herramientas de Contenido