Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Las atenciones por ludopatía en Osasunbidea se duplican en tres años

Nueve de cada diez afectados son hombres En el 2016 se atendió a 69 personas
Los consultas de menores de edad son residuales, con un solo caso registrado el año pasado

Leticia de las Heras Oskar Montero - Lunes, 17 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Varias personas, realizando apuestas deportivas en una máquina dedicada a este fin.

Varias personas, realizando apuestas deportivas en una máquina dedicada a este fin. (OSKAR MONTERO)

Galería Noticia

Pamplona - El Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea (SNS-O) atendió el pasado a año a 69 personas con ludopatía, duplicándose el número de casos en tan solo tres años. El aspecto que no ha variado es la superioridad de hombres que sufren este trastorno frente a las mujeres, que en los últimos diez años se sitúan en una representación media del 10%.

La directora gerente de Salud, Mª Begoña Flamarique Chocarro afirmó que el aumento en los casos registrados no se debe a un cambio en la atención, que desde el 2012 no se ha modificado, sino a un incremento de la prevalencia del juego patológico, que en Navarra se sitúa entre el 2% y 3%.

Pese al gran incremento de estas cifras, Flamarique aseguró que se calcula que solo un 10% de los jugadores patológicos buscan ayuda, por lo que el número de ludópatas en la Comunidad Foral podría rondar los 690. Por este motivo, la especialista subrayó que, “el gran reto es atraer a los pacientes al tratamiento”.

Un aspecto que no ha variado con el paso de los años es la predominancia de hombres atendidos por ludopatía en los centros de salud mental de la Comunidad Foral. Del total de 69 casos registrados el pasado año, el 11,6% corresponden a mujeres (61 casos frente a los 8 de mujeres). Esta incidencia se mantiene con bastante constancia en los últimos años y desde el 2012 la media de varones es del 87% de los pacientes. A este respecto, Flamarique aludió a que esta brecha de género no se debe a que ellas jueguen menos o tengan más defensas contra la adicción, sino a que los hombres piden ayuda en mayor proporción, mientras que las mujeres tienden a mostrar más dificultades de acercarse a los centros sanitarios. “Tienen más sentimientos de vergüenza y no suelen pedir ayuda -explicó-. No se trata de que no haya jugadoras patológicas, lo que sucede es que ellas lo llevan más en secreto”. Algo que, tal y como señaló la doctora, se refleja también en los casos de otras adicciones como el alcoholismo.

Según Mª Begoña Flamarique, este gran aumento en los casos se debe a que en los últimos años ha habido un notable incremento del número de juegos legalizados y a que existe una mayor facilidad para acceder a ellos, incluidos los menores de edad. “Hay una proliferación de salas de juego y de apuestas. Además, la publicidad está mucho más presente y es más atractiva, apareciendo incluso los precios de las apuestas en las retransmisiones en directo de los partidos”, comentó explicando que estos factores hacen que aumenten las posibilidades de que se pase del juego normalizado a un juego patológico. Un paso que, especificó, “no se da de un día para otro, sino que es gradual”.

Menores

Más facilidades y publicidad

Aumenta el juego patológico entre los jóvenes

Aunque desde Salud se mantienen alerta ante esta escalada de los casos, Flamarique subrayó como especialmente alarmante el hecho de que observan un progresivo descenso en la edad de inicio al juego y crece el hábito de apostar entre los menores de 18 años y quienes acaban de cumplir su mayoría de edad. “Todas las salas o locales en las que hay acceso al juego en teoría están destinadas a personas mayores de edad, pero mientras que en un bingo o una sala de apuestas piden el carnet para entrar, hay otro tipo de establecimientos como los bares en los que no hay ese control y los menores tienen acceso”, comentó haciendo ver que no existen medidas restrictivas como las que tienen las máquinas de tabaco, en las que es necesario pedir autorización para poder utilizarlas.

El tratamiento que se ofrece desde le Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea (SNS-O) se realiza principalmente a nivel ambulatorio en los Centros de Salud Mental. La mayor parte de los programas de tratamiento se llevan a cabo en régimen ambulatorio e incluyen diversas alternativas como los grupos de autoayuda, la medicación o el tratamiento psicológico. El internamiento en un centro hospitalario no es una medida que se emplee en todos los casos y se limita solo a aquellos pacientes que sufran crisis agudas severas, con fracasos terapéuticos reiterados y con otras patologías añadidas.

Herramientas de Contenido

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad