Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Andreíta ya tiene cara

La hija del torero Jesulín de Ubrique y Belén Esteban, que dispone de 260.000 € en su cuenta, celebró ayer por todo lo alto la mayoría de edad

Viernes, 21 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:10h

pamplona- Andreíta se ha hecho mayor. La hija de Belén Esteban y Jesulín de Ubrique entró ayer en la mayoría de edad para alegría de paparazzis y desgracia de su madre. Andrea Janeiro Esteban dejó de ser una niña para convertirse en un objetivo goloso para fotógrafos y programas de papel couché. Y es que ser hija de quien es ha convertido a Andrea en uno de los personajes más famosos de la pequeña pantalla.

Ahora se abre la veda. Con unos 18 años recién estrenados, la información de la única hija de la princesa del pueblo comenzó a poblar las redes y semanarios españoles.

De Andrea se conoce que tiene novio, que -sorprendentemente- es antitaurina, y que siente verdadera pasión por su padre, a pesar de los continuos desencuentros que ha tenido con él estos últimos años. Sus buenas notas la llevarán en el futuro cercano a iniciar una aventura en Birmingham, donde estudiará Comunicación con el objetivo de convertirse en locutora de radiofórmula. La ciudad escogida para iniciar sus estudios tiene mucho que ver con su actual relación, puesto que su novio, al que conoció en Benidorm, vive allí.

Con su mayoría de edad, Andrea Janeiro también conseguirá algo de independencia económica. Y lo hará con una cuenta bastante saneada. Belén Esteban ha estado religiosamente guardando la pensión mensual que Jesulín pasaba para su hija: “Cada mes, Jesulín ingresa los 1.200 euros de su hija y todo está en su cartilla para cuando sea mayor”. Por lo tanto, hablamos de un total que rondaría los 260.000 euros, una cifra muy notoria para alguien que acaba de cumplir los 18 años.

En cuanto a su carácter, siempre hemos sabido gracias a los comentarios de su madre y a los mensajes que escribe la joven en sus redes sociales, que se trata de una chica valiente, decidida y madura. No duda en defender a su madre de los detractores y tampoco tiene pelos en la lengua para expresarse con libertad y contestar a quienes la critican por su condición de ser hija de famosos.

Ella no oculta que “por su madre mata, y no una, sino mil veces”. Tanto es así que le duele muchísimo ver cómo la atacan, y ya durante el paso de la princesa del pueblo por el concurso de Gran Hermano Vip la joven sufrió mucho. A lo largo de los meses que duró el programa, Andrea tuvo momentos de bajón e incluso, según cuenta su entorno académico, faltó algún día a clase de lo mal que lo estaba pasando.

Tampoco deja de lado la figura de su padre y haría lo que fuera por saber que el torero se siente orgulloso de ella. Ese hecho fue el que hace años le animó a querer protagonizar un reportaje junto a él y mostrar su adoración, pero finalmente decidió que no quería dar el paso de entrar en el mundo mediático. Sin embargo, no oculta su deseo de ver más a sus hermanos Julia y Jesús -hijos que el torero tiene con María José Campanario- al igual que siente una conexión especial con la que cariñosamente llama su tía Mamen, que no es otra que Carmen Janeiro. - D.N.

Herramientas de Contenido