El presidente de Francia pierde 10 puntos en popularidad

La ‘macronmanía’ se evapora

El presidente de Francia pierde 10 puntos en popularidad, la mayor caída desde Chirac

Lunes, 24 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:09h

Fotografía de archivo en la que Macron pasea por el Palacio de Versalles, donde anunció su programa de Gobierno.

Fotografía de archivo en la que Macron pasea por el Palacio de Versalles, donde anunció su programa de Gobierno. (EFE)

Galería Noticia

Fotografía de archivo en la que Macron pasea por el Palacio de Versalles, donde anunció su programa de Gobierno.

PAMPLONA- La popularidad del presidente francés, Emmanuel Macron, ha perdido 10 puntos en el último mes y se sitúa ya en el 54%, según un estudio del Instituto francés de opinión pública (IFOP). En los tres meses que lleva en el Elíseo, la popularidad de Macron ha bajado 8 puntos, la mayor caída de un presidente recién elegido desde el dato de Jacques Chirac de 1995.

Cuando fue elegido presidente, Macron contaba con el 62% de respaldo popular y en junio la cifra creció hasta el 64% de satisfacción, según el estudio de IFOP para Le Journal du Dimanche, elaborado desde 1958.

En comparación, tras tres meses en el cargo, Charles de Gaulle, caía del 61 al 56% en 1966;François Mitterrand perdía siete puntos tras su primera elección, en 1981 (54-47%), y siete años más tarde perdía cinco (54-59%). Parecida fue la caída de François Hollande (del 61 al 56%).

Sin embargo, el registro más llamativo corresponde a Chirac, quien pasó del 59 al 39% de aprobación en solo tres meses, 20 puntos menos. Siete años después con cohabitación y tras su victoria sobre Jean-Marie Le Pen en 2002 Chirac pasó de tener un 51 a un 53% de aprobación.

En el último mes, Macron ha tenido que afrontar la polémica por los recortes en el gasto militar que se ha saldado con la dimisión del jefe del Estado Mayor del Ejército, el general Pierre de Villiers. Además tuvo que desmentir a su primer ministro, Édouard Philippe, sobre las perspectivas de bajada de impuestos en 2018 y ha sido criticado por su intención de recortar las ayudas a la vivienda. Phillipe ha visto disminuir su popularidad en ocho puntos, de un 64% a un 56%, en 30 días.

varios factoresNo hay un único elemento al que atribuir este desplome. Son más bien varios los factores y, lo que puede llegar a ser más preocupante para el Elíseo, es que algunos de ellos, como la inminente reforma laboral que el Gobierno está preparando para finales del verano y ante la cual ya se han anunciado protestas de sindicatos y algunas formaciones políticas en septiembre, tras el periodo estival, prometen no dejar de tener un impacto negativo.

Según explicó el director de encuestas de opinión de IFOP, Jerome Fourquet, a medios franceses, “la entrada de Macron en la atmósfera es brutal, está enfrentando el peso de varios sectores de la sociedad”.

Fourquet señaló también que la encuesta subraya sobre todo las críticas a “una presidencia basada en la comunicación”, el aumento de impuestos que afecta directamente a los jubilados y sus medidas para reducir las ventajas de los funcionarios.

Para los ciudadanos ha pesado también el pulso que Macron mantuvo los últimos días con el Estado Mayor francés y que redundó en la dimisión de su jefe, el general Pierre de Villiers. Un conflicto por el que Macron fue muy criticado, e incluso, acusado de autoritarismo por forzar la marcha de De Villiers tras las fuertes críticas de este a los planes de Gobierno de reducir el presupuesto para las fuerzas armadas este año.

Otra de las medidas que prepara el Gobierno de Macron y que han incidido negativamente en la percepción de los franceses han sido los planes de aumentar la contribución social generalizada para la Seguridad Social, cuestión que inquieta especialmente a los jubilados.

Incluso, la estrategia de comunicación del equipo de Macron se ve con recelo. Dicha habilidad ha llevado a cabo los encuentros del presidente francés con el estadounidense, Donald Trump, o el ruso, Vladímir Putin, a los que Macron ha sabido llevar a su terreno. “Algunos encuestados critican en voz alta una presidencia basada en la comunicación”, señaló Fourquet. - D.N.

los estatutos

Descentralización y participación

Renovación. La República en Marcha (LREM), el movimiento fundado por el actual presidente de Francia, Emmanuel Macron, somete sus nuevos estatutos a la votación de sus afiliados desde ayer y hasta el próximo domingo. Entre los planes de LREM se incluye la creación de una red de facilitadores locales para los barrios conflictivos y las zonas rurales desasistidas, así como un taller de ideas para promover las iniciativas ciudadanas. LREM, que cuenta con una amplia mayoría en la Asamblea Nacional, destaca igualmente su rechazo a las estructuras intermediarias y su apuesta por las nuevas tecnologías para coordinarse a nivel local y nacional.