Los paros se repiten a la espera de acuerdo

Las colas regresan a El Prat a la espera de otra reunión entre Eulen y trabajadores

El PSOE pide el cese del presidente de AENA y el Govern aconseja a los pasajeros hacerse fotos en las filas del aeropuerto

Lunes, 7 de Agosto de 2017 - Actualizado a las 06:09h

Colas para acceder a los controles de seguridad.

Colas para acceder a los controles de seguridad. (EFE)

Galería Noticia

Colas para acceder a los controles de seguridad.

barcelona- La tercera jornada de huelga oficial de los trabajadores de los filtros de seguridad del Aeropuerto de Barcelona-El Prat ha registrado colas de una hora pasadas las 9.20 horas este lunes, coincidiendo con un aumento de pasajeros.

El pico de usuarios ha producido que las colas se alarguen a lo largo de casi todo el vestíbulo de la terminal 1, lo que ha hecho que los trabajadores de Aena deban organizar a los pasajeros en filas de forma serpenteada con inicio en la puerta de entrada.

A primera hora de la mañana, los tiempos de espera han sido inferiores a los de otros días de huelga, de entre 15 y 20 minutos en ambas terminales.

Este lunes a las 11.00 horas se ha convocado una nueva reunión entre Aena, Eulen y sus trabajadores con la mediación de la Generalitat para intentar encontrar una salida al conflicto.

El Aeropuerto volverá a vivir este lunes una jornada con cuatro paros de una hora, con unos servicios mínimos del 90%, a las 05.30 horas, a las 10.30 horas, a las 16.30 y a las 18.30.

La reunión que mantenían ayer en el Departamento de Trabajo de la Generalitat representantes de Eulen, empresa que gestiona la seguridad en el Aeropuerto de Barcelona-El Prat, y del comité de huelga, concluyó sin que las partes llegaran a un acuerdo. Según fuentes del comité de huelga, aunque Eulen hizo una contraoferta respecto al incremento salarial y a los refuerzos de personal que exigen los trabajadores, las posiciones de ambas partes se mantienen aún muy alejadas para firmar el acuerdo. La compañía habría hecho una oferta para complementar los salarios de los empleados de seguridad en unos 45 euros mensuales, frente a la reclamación del comité de un complemento de 350 euros, por lo que consideran que las posiciones están todavía “a años luz”.

Igualmente, la compañía habría ofrecido incrementar en 21 personas el contingente de trabajadores para reforzar los tres turnos de mañana tarde y noche en El Prat, lejos del centenar que reclaman los representantes del comité de huelga para aliviar la carga de trabajo.

Las partes no se emplazaron a reunirse de nuevo y hoy está prevista una nueva jornada de paros parciales en los controles de seguridad de El Prat. No obstante, desde el comité de huelga se mostraron dispuestos a reanudar las conversaciones “siempre que Aena esté, si no presente, al menos al lado” de la mesa de negociaciones.

El grupo parlamentario socialista solicitó al Gobierno que cese al presidente de AENA, José Manuel Vargas, por la situación existente en el aeropuerto de El Prat. Para Ramos, “el Gobierno no puede seguir mirando para otro lado un día sí y otro también” porque concluye que “el presidente de AENA está actuando pensando en intereses distintos a los que tenían que ser la prioridad en la presidencia de una compañía pública”.

La Generalitat recomienda tomarse fotos en las colas de El Prat, que ayer, en la segunda jornada de paros, eran de una hora, para poder reclamar. - D.N.

FACUA INSTA A RECLAMAR A AENALa asociación de consumidores Facua ha instado a los pasajeros afectados por la huelga en los controles de seguridad del Aeropuerto de Barcelona a reclamar ante Aena los posibles perjuicios que pudieran sufrir, en caso de perder un vuelo o por un retraso importante a consecuencia de la protesta laboral.

En un comunicado este lunes, la asociación ha argumentado que ni Aena ni el Ministerio de Fomento --que mantiene el control sobre el 51% del accionariado de la compañía-- pueden desentenderse de una situación que afecta a la gestión de los aeropuertos y que perjudica a los pasajeros, como es el caso de la seguridad.

Por este motivo, teniendo en cuenta que el posible perjuicio a los usuarios no es atribuible a las aerolíneas, "sino al deficiente funcionamiento de un servicio esencial del aeropuerto", la asociación recomienda a los pasajeros que consideren vulnerados sus derechos presentar una reclamación ante Aena.

Facua ha recordado que las asociaciones de consumidores y usuarios no tienen representación en los comités de coordinación aeroportuaria, en los que sí que están presentes las administraciones, los sindicatos y la propia Aena, encargados del seguimiento y la evaluación del funcionamiento de los aeropuertos en España y de velar por la calidad de los servicios.

Esos comités, "tras la privatización, resulta obvio que son más necesarios y que en ellos deberían estar representados los usuarios", según ha considerado la secretaria general de Facua, Olga Ruiz.