Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra

El manchego, primer gobierno conjunto de PSOE y Podemos

La entrada de la formación morada abre la puerta a una moción de censura a Rajoy

Viernes, 11 de Agosto de 2017 - Actualizado a las 06:10h

García-Page (2i), con José García Molina (4d), vicepresidente y secretario regional de Podemos, y la consejera Inmaculada Herranz (3i).

García-Page (2i), con José García Molina (4d), vicepresidente y secretario regional de Podemos, y la consejera Inmaculada Herranz (3i). (Foto: Efe)

Galería Noticia

García-Page (2i), con José García Molina (4d), vicepresidente y secretario regional de Podemos, y la consejera Inmaculada Herranz (3i).

pamplona- Dos miembros de Podemos entraron ayer en el Gobierno de Castilla-La Mancha en una situación que el presidente autonómico, Emiliano García-Page, no ve “exportable” al resto del país, aunque el dirigente de Podemos Pablo Echenique considera que puede “marcar el rumbo” para una moción de censura contra el PP.

A la “impertinente” hora de las nueve de la mañana, como indicó García-Page, prometieron sus cargos como vicepresidente segundo del Gobierno de Castilla-La Mancha José García Molina, secretario regional de Podemos, y como consejera que coordinará el Plan de Garantías Ciudadanas la profesora universitaria Inmaculada Herranz. La entrada de Podemos en el Ejecutivo es la “consecuencia” del acuerdo adoptado para aprobar el presupuesto autonómico de 2017 este mismo mes de agosto, después de que fue rechazado el pasado 7 de abril en un primer intento.

García-Page explicó en su intervención que, al mismo tiempo, se ha iniciado la tramitación del presupuesto de la Junta para 2018 de cara a cumplir los compromisos que su gobierno se planteó al inicio de la legislatura: “recuperar la autoestima colectiva y el estado del bienestar”, dijo. En este sentido, el presidente y el nuevo vicepresidente segundo coincidieron en que lo importante es el interés de los ciudadanos, en especial la que más ha sufrido la crisis y, de hecho, en su toma de posesión, García Molina incluyó su promesa de “seguir trabajando cada día” para la igualdad de oportunidades “de toda la gente de nuestra tierra”.

García-Page también advirtió de que “no hay que sacar conclusiones de ningún tipo” de lo ocurrido en Toledo, ni tiene que ser “exportable” a otras comunidades autónomas o al resto de país, y tampoco “nuestros errores”, indicó, deben exportarse. El presidente enfatizó que su gobierno es “para todos”, no de “una parte contra otra”, y tiene el objetivo de arreglar problemas, no de crearlos, cumpliendo en todo momento las leyes.

A la toma de posesión de los dos miembros de Podemos asistió el secretario de Organización del partido, Pablo Echenique, quien dijo estar “parcialmente” de acuerdo con García-Page, ya que es cierto que cada territorio tiene sus “particulares” y su “aritmética parlamentaria”, pero él espera que “algo” de lo ocurrido ayer en Toledo sea extrapolable al conjunto del país. En este sentido, señaló que las elecciones de 2020 están “demasiado lejos”, la corrupción “es demasiado intensa” y el “uso” que el PP hace de las instituciones es “muy poco ético y básicamente para proteger a delincuentes”. Por tanto, en su opinión, la única manera de echar al Gobierno del PP es una moción de censura en el Congreso de los Diputados “mediante un paso adelante del PSOE” apoyado por toda la Cámara excepto el PP, Ciudadanos y Coalición Canaria.

“Aunque lo ocurrido en Castilla-La Mancha no sea directamente extrapolable a otros territorios, espero que marque el rumbo de lo que puede pasar en el ámbito estatal porque el PP está haciendo mucho daño a nuestro país y la única manera de echarles antes del año 2020 es una moción de censura”, insistió Echenique en declaraciones a los periodistas.

El dirigente morado rehusó calificar de “experiencia piloto” lo ocurrido en Castilla-La Mancha, porque lo importante son las personas de la comunidad “y que nadie se quede sin casa y sin luz o agua”, pero sí confía en que el “aprendizaje” que se obtenga en esta comunidad autónoma “nos sirva para echar a Mariano Rajoy”.

El primer gobierno autonómico Podemos-PSOE suscitó numerosas reacciones entre los partidos. El PP criticó la entrada de Podemos en el Ejecutivo de García-Page y la posibilidad de que pueda dar paso a una futura moción de censura contra Rajoy y el secretario general del PP en Castilla-La Mancha, Vicente Tirado, señaló que lo que pretende Podemos “va en contra de España”.

La postura de Ciudadanos fue criticar el “pacto de sillones” entre Podemos y el PSOE, según dijo Orlena de Miguel, portavoz de Ciudadanos en Castilla-La Mancha. - D.N.