Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Navarra
SE LAVÓ CON EL AGUA DEL PERRO de la finca

El autor del atropello de La Rambla se escondió en una masía y dejó varias huellas

EP - Lunes, 28 de Agosto de 2017 - Actualizado a las 13:11h

El furgón de los servicios funerarios abandona el lugar donde el autor del atentado de La Rambla de Barcelona, Younes Abouyaaqoub, fue abatido por disparos de los Mossos.

El furgón de los servicios funerarios abandona el lugar donde el autor del atentado de La Rambla de Barcelona, Younes Abouyaaqoub, fue abatido por disparos de los Mossos. (EFE)

Galería Noticia

El furgón de los servicios funerarios abandona el lugar donde el autor del atentado de La Rambla de Barcelona, Younes Abouyaaqoub, fue abatido por disparos de los Mossos.Younes AbouyaaqoubYounes Abouyaaqoub.

BARCELONA. El terrorista autor del atropello de La Rambla de Barcelona, Younes Abbouyaaqoub, entró en una masía durante los cuatro días que estuvo huido y su periplo lo hizo a pie caminando de noche, ha indicado el mayor de los Mossos d'Esquadra, Josep Lluís Trapero.

En una entrevista de Catalunya Ràdio recogida por Europa Press, Trapero ha explicado que Abouyaaqoub intentó robarle el coche a una mujer y "se coló" en una casa, pero en principio no contó con ningún apoyo externo.

Según publica 'La Vanguardia', intentó robar un coche el 21 de agosto en Sant Pere de Molanta (Barcelona), aunque la mujer se resistió y gritó, provocando que Abouyaaqoub huyera del lugar.

En su huida también buscó refugio en una masía dividida en dos viviendas, logrando entrar en una de las casas que está deshabitada y tratando de forzar otra que estaba alquilada, en la que no había nadie en ese momento, según el citado diario.

SE LAVÓ CON EL AGUA DEL PERRO Finalmente solamente logró lavarse con el agua del perro y asearse con un acondicionador, dejando en su huida una huella dactilar que fue analizada por los Mossos.

La familia de la casa habitada, que había salido esa mañana, regresó sobre la una del mediodía y se encontró con que alguien había pasado por su casa, ya que vieron que había una puerta forzada, uno de los balcones de la otra casa abierto y restos del agua y el jabón.