12ª ETAPA de la vuelta 2017

Contador no da tregua

12ª ETAPA OTRO ATAQUE DEL PINTEÑO PONE EN APUROS A Froome, que se fue dos veces al suelo

EFE - Viernes, 1 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Alberto Contador, en pleno esfuerzo en los últimos kilómetros de la etapa de ayer.

Alberto Contador, en pleno esfuerzo en los últimos kilómetros de la etapa de ayer. (J.L.)

Galería Noticia

Alberto Contador, en pleno esfuerzo en los últimos kilómetros de la etapa de ayer.Froome, tras sus dos caídas, en busca de la meta.

Antequera (málaga)- El ciclista polaco Tomasz Marczynski (Lotto Soudal) certificó ayer su doblete en la Vuelta 2017 al apuntarse el triunfo en la duodécima etapa, un recorrido de 160,1 kilómetros entre Motril y Antequera en el que Chris Froome (Sky) perdió 22 segundos respecto al resto de favoritos y 42 con Alberto Contador (Trek-Segafredo), que volvió a demostrar su valentía recortando tiempo a sus rivales.

No hay etapas de transición en la Vuelta. Un día de fuga y persecución se tornó en un rosario de emoción y sobresaltos en los últimos 20 kilómetros, a partir del ascenso al Torcal. Allí atacó Marczynski, que abandonó la fuga para probar la gloria por segunda vez en Antequera. El corredor, de 33 años, ganador de la etapa de Sagunt, firmó el doblete en solitario con un tiempo de 3h.56.45, con 52 segundos de adelanto sobre los españoles Omar Fraile (Dimension Data) y José Joaquín Rojas (Movistar), integrantes del grupo de catorce corredores que protagonizaron la fuga del día.

Lo que parecía una etapa de transición para los principales aspirantes se acabó convirtiendo en un amago de tragedia para Froome, que vio cómo, por una caída, su bicicleta se averiaba a falta de 7 kilómetros, cuando la carrera ya estaba lanzada por obra de Contador, que se había escapado unos kilómetros antes.

El británico cambió su máquina rápidamente, pero los nervios le atenazaron y se volvió a caer en la siguiente curva. Momentos en los que parecía cocerse un magnicidio, ya que los de delante no podían parar debido al órdago de Contador, pero el Sky volvió a mostrar músculo y logró minimizar los daños.

Mikel Nieve y Wouter Poels se descolgaron para ayudar a su jefe de filas y ensayaron una especie de contrarreloj por equipos en los últimos kilómetros. Funcionó el botiquín humano al líder y finalmente sólo perdió 22 segundos en la meta respecto al resto de favoritos. Aún así, se aprieta la clasificación y Froome ve recortada a 59 segundos su renta sobre Vincenzo Nibali (Bahrain-Mérida).

Contador atacaSi Froome fue el inesperado damnificado del día, el beneficiado fue Contador, aunque en su caso no influyó la suerte, sino sus ganas de brillar cada día en su última carrera como profesional. El pinteño atacó en el Puerto del Torcal (2ª), segundo alto del día cuya cima se situaba a 18 kilómetros de meta, y se distanció secundado por su compañero Edward Theuns. Tras su enésimo intento heroico en esta Vuelta, recortó 22 segundos a sus rivales y 42 a Froome para quedarse a un minuto exacto del podio en la general.

En cuanto a la pelea por la etapa, a los 50 kilómetros se formó una numerosa escapada con catorce integrantes en la que figuraban los españoles José Joaquín Rojas (Movistar), Omar Fraile (Dimension Data) y David Arroyo (Caja Rural-Seguros RGA). Lograron amplias ventajas con permiso del pelotón y guerrearon hasta que Marczynski dejó a todos clavados en el Torcal para vencer en solitario. Fraile y Rojas, segundo y tercero, no lograron evitar que el ciclismo español siga huérfano de triunfos en esta Vuelta.

Hoy se disputará la decimotercera etapa, de 198.4 kilómetros entre Coín y Tomares con una tachuela de tercera categoría al principio (Alto de Ardales) y el resto completamente llana. Será el aperitivo antes de la esperada etapa de mañana con final en alto en la Sierra de la Pandera, de categoría especial.