Noticias de NavarraDiario de Noticias de Navarra. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Txupinazo deportivo

La jugadora de baloncesto Naiara Díez prendió la mecha del cohete que arrancó cinco días de celebraciones
Las peñas volvieron a ser protagonistas con mucha munición y blusas de todos los colores

Nerea Mazkiaran | Unai Beroiz - Jueves, 14 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h

Un grupo de chavales descorchan botellas de cava tras el estallido del cohete ayer al mediodía.

Un grupo de chavales descorchan botellas de cava tras el estallido del cohete ayer al mediodía. (UNAI BEROIZ)

Galería Noticia

  • Un grupo de chavales descorchan botellas de cava tras el estallido del cohete ayer al mediodía.

En la recta final del verano y con una mañana espléndida después de días de lluvia, ayer al mediodía estalló la fiesta en Altsasu. Fue de la mano de la jugadora de baloncesto Naiara Díez, a quién el grupo del PSN cedió el honor de lanzar el cohete. Tercera fuerza en el Ayuntamiento, era su turno en las terceras fiestas de esta legislatura. Con este gesto, los socialistas querían visibilizar la presencia de la mujer, en este caso en el deporte, según señaló Juan Miguel Pérez Hurtado, su portavoz. Lo cierto es que méritos no le faltan a esta altsasuarra de 30 años, capitana del equipo Loitek Gernika, con siete temporadas en la máxima categoría del baloncesto estatal. Comenzó de niña en el Club de Baloncesto de Alsasua, donde pronto destacó. Así, en cadete de segundo año pasó al Ardoi y con 19 años debutó en LF en el Mann Filter Zaragoza. Después de cuatro temporadas regresó a tierras navarras para enrolarse en el proyecto Obenasa Navarra en LF2 y lograron el ascenso. Pero dificultades económicas acabaron con este proyecto. De nuevo en LF2 con el equipo Gernika Bizkaia, un nuevo ascenso le llevó de nuevo a la máxima categoría.

A pesar de su apretada agenda, Naiara Díez buscó un hueco para volver a su pueblo, aunque solo fuera unas horas. “Estoy muy ilusionada. Para rato me iba a imaginar que iba a tirar el cohete, un momento tan importante como es este”, señaló esta jugadora, que confesó que estaba viviendo el mejor momento de su carrera. “Es una responsabilidad y un honor que piensen en ti y te reconozcan de esta manera. Lo más como deportista y como persona”, reiteró.

Puntual, a las doce, Naiara Díez se asomó al balcón de la casa consistorial, dónde le esperaban cientos y cientos de personas que pedían fiesta, sobre todo los más jóvenes, con ganas de comenzar un horizonte de cinco días para salir a la calle y disfrutar de actos organizados y otros improvisados. Por fin había llegado el momento de kalejiras con las peñas, hamaiketakos, conciertos al mediodía, zortzikos, carreras delante del zezensuzko… y también de encuentros alrededor de la mesa o en la barra de un bar. Serán cinco días para dejar a un lado la rutina y disfrutar aunque a veces resulte difícil abstraerse de una realidad especialmente dura como la que ha vivido Altsasu. Por ello, en estos tiempos cobran especial importancia las fiestas.

Cómo es habitual, la música, los espectáculos de calle y el deporte son los pilares del programa, con cerca de 80 actividades. Para no perderse ninguna, el programa se puede descargar al móvil. El presupuesto es de 67.277 euros, un 25% menos que las fiestas del año anterior, en las que el concierto de Gatitu disparó las cuentas. La principal apuesta de este año es Huntza Taldea, la noche del viernes, un grupo que ha tenido mucha repercusión este verano.

Las celebraciones continuarán hasta el domingo. Y es que estas fiestas se da la combinación perfecta, del 13 al 17, por lo que son las mismas fechas que las de antes de la consulta realizada en 2015, en la que se decidió que siempre coincidiesen con fin de semana y que incluyeran el día grande, el 14.


COLOR Y ALEGRÍALas peñas pusieron alegría, música y color ayer en el arranque festivo. Y es que por fin había llegado el día de sacar las blusas del armario, prenda que muchos no abandonarán durante los cinco días de festejos. De cuadros rojos y blanco la lucen los de Muthiko Alaiak, roja los de Altsasuko Gazteak, verde la de Ajolabaikoak y negra la del Lagun Onak, la más antigua. El año pasado se unió una nueva nota de color, azul, de la peña Kalez Kale.

Con muchas ganas de fiesta, las peñas volvieron ayer a a la carga con amplia munición para cinco días. Este año se han apuntado a los cafés unas 300 personas, la hora cero de las peñas para encaminar una tarde que finalizará con la imprescindible bajadica, uno de los momentos más animados de las fiestas. “Apuntarse a los cafés implica además pagar la txaraga, meriendas y otras actividades”, señalaron desde la comisión de las peñas, que destacaron que, como novedad este año, han organizado para mañana un concurso de zurrakapote al que se han apuntado 16 cuadrillas, la mitad de chicas.

en corto

Programa. El Ayuntamiento, con la ayuda de diferentes asociaciones y clubes ha organizado para estos días cerca de 80 propuestas para todos los públicos.

Presupuesto. Es de 67.277 euros, un 25% menos que las pasadas fiestas

Las peñas. En Altsasu hay cinco cuadrillas: Muthiko Alaiak, Altsasuko Gazteak, Ajolabaikoak, Lagun Onak, la más antigua y Kalez Kale, que se fundo el pasado año.

Zurracapote. Como novedad este año, la comisión de peñas ha organizado un concurso de esta bebida para mañana viernes. Se han apuntado 16 cuadrillas.

Herramientas de Contenido